Escúchenos en línea

Elección reflejó las diferencias entre la provincia y la capital guatemalteca

Por Conié Reynoso, diario La Prensa Libre, de Guatemala. | 6 de Noviembre de 2007 a las 00:00
Por primera vez en la era democrática, la población rural determinó al ganador de la contienda electoral, lo que a criterio de analistas políticos, es el reflejo de un país dividido en cuanto a sus demandas: desarrollo social en la provincia y seguridad en el departamento de Guatemala. El ofrecimiento de desarrollo que hizo Álvaro Colom, de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), pesó más en el área rural, pues ganó en 20 de los 22 departamentos. Mientras que para Otto Pérez del Partido Patriota (PP) fue efectiva su promesa de seguridad en el departamento de Guatemala, aunque no suficiente para ganar la elección del domingo recién pasado. "Los ciudadanos del interior demostraron que su voto tiene poder de decisión, y en estas elecciones pudo observarse que el país tiene diferencias en cuanto a sus demandas insatisfechas", comentó Érick Bolaños, del Instituto pro Democracia y Desarrollo. La demanda principal de los capitalinos es seguridad, por eso la promesa de "Mano dura contra la inseguridad", de Pérez Molina, tuvo más recepción en esa área, donde obtuvo 436 mil 551 votos, contra 297 mil 114 de Colom. El candidato del PP sólo ganó en la capital y Baja Verapaz, el resto del país votó a favor de Colom, quien acaparó el 52.82 por ciento de los sufragios emitidos. Según Bolaños, este resultado refleja que la era democrática sólo ha beneficiado a las áreas urbanas, y las zonas rurales están necesitadas de infraestructura, servicios básicos y empleo. Con esta teoría coincide Alberto Fuentes Knight, del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales, para quien esta elección refleja la desigualdad de Guatemala entre el área urbana y rural. "Hay una reivindicación muy fuerte por la equidad, mucha gente votó por la igualdad urbana y rural, con miras a reducir la pobreza y mejorar las condiciones para el desarrollo rural", expresó Fuentes. José Dávila, del Instituto Centroamericano de Estudios Políticos, dijo que el país está ante un cambio histórico y trascendental acerca del peso político. "Ahora se demostró que el interior del país le dio la victoria a Colom y no la capital, como había sido en campañas anteriores. Esto tiene que ver mucho con el tipo de planteamiento que hicieron los candidatos", agregó. Fuentes destacó que incluso en los planes de gobierno, Colom puso mayor énfasis en el desarrollo rural, lo que no se vio en la propuesta del Pérez, que se basó más en seguridad.

Cifras: Distintas necesidades

Los problemas en el área rural y urbana son diferentes: La inseguridad deja, en promedio, 15 muertes diarios, las cuales ocurren, en mayoría, en la capital y municipios cercanos. La pobreza general afecta al 51 por ciento de la población, pero en el área rural es de 72 por ciento. En la población indígena es de 56.25 por ciento. El índice de analfabetismo en el país es del 23.97 por ciento, aunque en la capital es de 4.46 por ciento. Quiché, las Verapaces, Chiquimula y Huehuetenango registran los niveles más altos.

Descarga la aplicación

en google play en google play