Escúchenos en línea

Fox, esquirol de Bush; México, ¿otra colonia?

None | 5 de Noviembre de 2005 a las 00:00
Fox, el esquirol de Bush

México expresó este sábado su voluntad de ingresar plenamente en el Mercosur en 2006, en un intento de convencer al bloque suramericano de reabrir las negociaciones para crear el Area de Libre Comercio de las Américas (ALCA).

Distendido, el presidente mexicano respondió preguntas durante casi una hora. Allí abundaron las críticas a Hugo Chávez, al punto que al finalizar el encuentro con periodistas dijo: "No quiero batir el récord dos horas", en alusión al extenso discurso de venezolano ayer, durante el cierre de la III Cumbre de los Pueblos.

"No tomamos a la chunga ni lo llevamos a la plaza a buscar aplausos", agregó.

"Mi amor es amplio y total por los dos, por el Mercosur y por el ALCA, y si no hay un sí a mi propuesta de matrimonio, seguiré insistiendo y haciéndole más el amor al Mercosur y al ALCA", dijo en rueda de prensa el presidente mexicano, Vicente Fox.

El mandatario señaló que tiene la firme intención de que México, "a más tardar en el primer semestre del año que viene", se sume como socio pleno al Mercosur (Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay), estatus al que también aspira Venezuela.

Con sus declaraciones, Fox envió un mensaje conciliatorio al bloque suramericano, que se opone a reabrir las discusiones por el ALCA hasta que Estados Unidos y Canadá eliminen los subsidios agrícolas. Fox había dicho el viernes que si Venezuela (que ha rechazado de plano el ALCA) y el Mercosur no cedían en su negativa, se podría avanzar en el proyecto integrador con los 29 países restantes que participan de la IV Cumbre de las Américas.

Pero ahora, además, de mostrar su deseo de ingresar en el Mercosur, Fox destacó las diferencias entre el mayor bloque suramericano y Venezuela.

Según el mexicano, mientras el Mercosur cree en el libre comercio, el presidente venezolano, Hugo Chávez, sólo quiere "enterrar el ALCA, supongo que en nombre de su pueblo".

Fox, que el viernes habló con el brasileño Lula da Silva, dijo que éste no se opone al ALCA personalmente "aunque piensa que hay que ajustar los tiempos. Además, Mercosur exige la eliminación de los subsidios, con lo cual estoy de acuerdo. Hay que esperar que la Organización Mundial del Comercio (OMC) decida en diciembre un paso adelante en materia de reducción y erradicación de subsidios agrícolas", señaló.

Agregó que la conclusión de la Ronda de Doha "clarificaría el camino hacia un acuerdo de libre comercio continental".

"Si seguimos perdiendo el tiempo, dando vueltas sobre las mismas ideas, estamos sacrificando a nuestros pobres", subrayó.

En tanto, aseguró que "no hay diferencias personales ni malas caras" entre él y el presidente argentino, Néstor Kirchner, con quien tenía prevista una reunión bilateral, que finalmente fue cancelada.

El viernes, Fox amenazó con relanzar el ALCA sin el MERCOSUR. México había sorprendido al erigirse en las últimas horas en el bastonero de la inclusión del ALCA en la declaración final. Se cree que eso seguramente es producto de un acuerdo con Estados Unidos, quien así pudo salir del primer plano de la polémica. La propuesta mexicana consistía en colocar un párrafo en el que situara la reapertura de las negociaciones por el área de libre comercio en junio de 2006. La propuesta fue avalada, además de Estados Unidos, por Canadá, Chile y muchos países de América Central y el Caribe.

El Mercosur considera que esa propuesta no tiene contenido porque cualquier avance sobre el ALCA queda supeditado a la eliminación de los subsidios agrícolas por parte de Estados Unidos. Como esa eliminación se discutirá en diciembre durante la reunión que la Organización Mundial del Comercio (OMC) hará en Hong Kong. Hasta entonces, explican los diplomáticos de Argentina y Brasil, cualquier declaración sobre integración será pura fantasía. A la oposición del Mercosur se sumó la obvia del venezolano Hugo Chávez que tiene su propia propuesta integracionista, el ALBA.

Pero Fox llegó a Mar del Plata dispuesto a jugar a fondo. Habló de un ALCA sin el Mercosur, dijo que no estaba satisfecho con la declaración en preparación y hasta, ya lanzado, criticó a Diego Maradona. "Hay un deportista metido a política que está haciendo mucho ruido", lanzó. Además, se quejó en público porque, aseguró, el presidente Néstor Kirchner le había levantado una reunión bilateral que tenían pautada. "Está muy politizada esta cumbre", se quejó.

Por la noche, Fox fue el único presidente que no participó de la cena de honor de la Cumbre. Dijo que había quedado cansado luego de las reuniones que había tenido con Luiz Inácio Lula da Silva y con Ricardo Lagos.

En la comitiva argentina aseguraron que la reunión nunca había estado confirmada, así que no fue que se levantó sino que sencillamente no se concretó. La desazón de los diplomáticos argentinos tenía que ver con que sus esfuerzos por instalar esta cumbre como la primera de problemática social y laboral –en cierta manera emparentada con las Anticumbres– fue sepultada por la discusión generada en torno al ALCA. En ese ámbito, anoche, perdía entidad la posibilidad de que hoy la cumbre sacara un documento con las dos posturas –una por la mayoría y otra por la minoría, como en los proyectos parlamentarios– y era reemplazada por la de un cierre sin documento, una rareza.

En sintonía con lo esgrimido por los negociadores argentinos, el canciller brasileño, Celso Amorin, sostuvo que "no se puede hacer nada duradero" con el ALCA dada la discusión sobre los subsidios. Igual, invitó a "desdramatizar" la cuestión y dijo que no podía tomarse en serio la amenaza de un área de libre comercio sin el Mercosur. Lo explicó en lo práctico. Sostuvo que existiendo el NAFTA, más acuerdos de Estados Unidos con las naciones de América Central y el Caribe, y otros bilaterales como con Chile, un ALCA sin Mercosur era una suma cero. Más tarde, un funcionario argentino muy cercano a Kirchner ponía esa lógica en números: Venezuela, Brasil y Argentina suman el 75 por ciento del PBI de la región. ¿Qué ALCA sería si los dejara afuera?.. Y ratificaba la postura argentina: "Ellos hablan como si el ALCA estuviera vigente pero lo cierto es que hace 20 meses que está totalmente parado. Nuestra posición es que se debe blanquear esa realidad y mostrar cuáles son sus falencias para que pueda replantearse".

El texto que defiende el Mercosur –y que tanto enojó a la secretaria de Estado, Condoleezza Rice, cuando el canciller Rafael Bielsa se la leyó por teléfono cuando viajaba hacia Mar del Plata– dice: "Tomamos nota de la dificultades que han surgido en el proceso del ALCA e impidieron cumplir con el compromiso de concluir las negociaciones en enero de 2005". Para luego concluir con un reconocimiento de que no están dadas las condiciones para establecer un acuerdo de libre comercio "con acceso efectivo a los mercados, libres de subsidios y prácticas de comercio distorsivas".

"Es la salida para la región"

"Finalmente, el que sienta que el ALCA lo beneficia que se una y el que crea que no, que no lo haga", sostuvo el presidente mexicano, Vicente Fox, en el Hotel Costa Galana. Como principal impulsor del ALCA, Fox fue el ariete de Estados Unidos en la Cumbre contra los países que se oponen a avalar una reapertura explícita de las negociaciones para el tratado que proviene del Consenso de Washington. En sus diversas declaraciones en Mar del Plata, incluso tuvo tiempo para criticar al ex capitán de la Selección Argentina Diego Maradona, que se sumó a la manifestación contra George W. Bush. Dijo que las protestas "incluyen a un deportista metido en política y haciendo ruido" y se preguntó por qué "si juega bien al fútbol, se juega también a la política".

Por la mañana del viernes, Fox anunció que se suspendió una reunión bilateral que tenía con su par argentino, Néstor Kirchner, pero la Cancillería argentina salió a desmentir que tal reunión haya estado prevista. "Se suspendió.

No por voluntad de nosotros porque fuimos invitados por el país anfitrión. Está muy politizada esta cumbre", dijo Fox.

–¿Por qué apoya la reapertura del ALCA?

–El comercio y la inversión son las salidas para las economías de la región. Tenemos que hacer un ALCA apropiado y a medida para los países más pobres, los menos desarrollados. Es el mejor instrumento y palanca de desarrollo para los más rezagados. Finalmente, el que sienta que el ALCA lo beneficia, que se una, y el que crea que no, que no lo haga.

–¿Qué piensa de la oposición a rubricar la reapertura del ALCA en el documento final de la Cumbre, como es el caso de Venezuela?

–No entiendo la razón de la resistencia a sentarse en un mesa a platicar. Nuestra determinación es invitar al diálogo. Nadie que sea demócrata puede eludir el diálogo. Es una posición ideológica, poco apegada a la realidad del mundo de hoy que progresa con el comercio y la inversión. Ese mundo ya dio diversos procesos de integración en la mayoría de los países. Hay casi 30 países que estamos de acuerdo en esta línea y 3 o 4 países que no están de acuerdo. Quien bloquea un acuerdo como el ALCA, ciertamente está viendo por sus intereses y no por los intereses de los demás.

–¿Cómo evalúa el rechazo que sufre esta posición del ALCA por parte de quienes participaron de la Cumbre de los Pueblos?

–Quienes están buscando la pantalla, quienes quieren aparecer en televisión buscan hacer su agosto. No sé por qué. Se está debatiendo por los medios de comunicación en esta gran parafernalia que encuentro aquí y que incluye a un deportista metido en política y haciendo ruido. No sé para qué si se puede tan bien jugar al fútbol, se juega también a la política. Los datos duros, irrebatibles, muestran la virtud de la apertura comercial. Nadie puede cuestionar el éxito de la apertura comercial en la Unión Europea ni que los tigres asiáticos encontraron que la fórmula de la asociación multiplica el crecimiento de sus economías. Hay que poner en marcha esos acuerdos sustentados en realidades y no en movimientos callejeros. Los presidentes debemos ser serios, democráticos y responsables, comprometidos con la justicia y el desarrollo social. Nuestro debate está guiado por el título de esta cumbre y no por la ideología.

Arremete contra Maradona

No se atrevió a mencionar su nombre, pero aquí, el presidente Vicente Fox no pudo reprimirse y arremetió contra el activismo político del astro del futbol Diego Armando Maradona. "Hay un deportista metido en política que está haciendo mucho ruido'', se quejó.

Las declaraciones del mandatario a la agencia de noticias DyN fueron retomadas de inmediato por la página electrónica del diario Clarín, cuando aún no concluía la participación de El Pelusa en el estadio Polideportivo para repudiar la visita de George W. Bush a Mar del Plata para participar en la cuarta Cumbre de las Américas.

Porque no fue un comentario al vuelo. Según el mismo cable, no desmentido oficialmente, el mandatario mexicano se preguntó por qué "si se puede jugar tan bien al futbol se juega también a la política''.

Y luego, como si la condición de deportista restara toda credibilidad a una actitud política, Fox Quesada continuó: "los presidentes somos serios; venimos aquí con una actitud muy seria, muy responsable, muy democrática, muy representativa de nuestros pueblos. Nuestros debates no están guiados por ideologías''.

Cuando ese comentario trascendió, las reacciones de muchos argentinos no se hicieron esperar: "¿Qué no tiene nada qué hacer en su país y viene acá a criticar a Maradona?", decían indignados.

Fox Quesada, quien manifiesta siempre un gran interés por ser registrado en los medios electrónicos, esta vez censuró a "quienes están buscando la pantalla, quienes están buscando salir en la televisión por primera vez, apoyándose en estas reuniones, son los que hacen su agosto".

Pidió entonces a la gente conocer "a quienes están en la calle manifestándose para saber en favor de quién se manifiestan''.

El canciller Luis Ernesto Derbez trató de explicar lo que Fox quiso decir: Maradona, "tiene reflejos de una naturaleza que no necesariamente corresponden a una persona que ha estado manejando, digamos, un proceso de esta naturaleza''.

Hizo el paralelo con el mexicano Cuauhtémoc Blanco, "a quien yo respeto mucho, aprecio y mete muchos goles'', pero cuyas opiniones son respetables "en el sentido de que es la opinión de un ciudadano''.

De remate Derbez dijo que no debe sacarse de contexto "lo que realmente representa" Maradona. El astro argentino, apuntó, "tiene conocimiento de futbol. Yo supongo que muy bueno, porque el señor era verdaderamente excelente y magnífico, y tiene una presencia mediática muy importante, y lo que es un poco triste es que la presencia mediática vaya más allá que una discusión razonada de los temas''.

Fox, esquirol de Bush; patético ataque al Pelusa

Por Carlos Fernández-Vega, diario La Jornada

UN GERENTE DE chispeante trasnacional refresquera metido a la política (crítico acérrimo de un famoso futbolista que ha hecho lo propio y "está haciendo mucho ruido") asume que el único papel que puede desempeñar su gobierno -que no México- es el de esquirol (obvio es que a favor de George W. Bush) en las reuniones de la comunidad latinoamericana de naciones, y de pilón vocero del presidente Marlboro.

LA CUARTA CUMBRE de las Américas arrancó de manera formal y el inquilino de Los Pinos no hizo más que apoyar incondicionalmente al gobierno estadunidense y repudiar la posición de los cinco países regionales (Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela) que abiertamente se oponen al ALCA (sin olvidar a los que en silencio no están de acuerdo con dicha propuesta).

EL PLANTEAMIENTO DE Fox -con fétido olor a OEA- es simple: todo aquel que no esté de acuerdo con el señor presidente Bush que se vaya, porque "nuestros debates no están guiados por ideologías" y la "mayoría" latinoamericana está dispuesta a crear su propio ALCA. Se referirá a la "mayoría" de gobiernos sumisos, porque si de latinoamericanos se trata (el supuesto objetivo de los "beneficios" del ALCA) las cinco naciones repudiadas por el esquirol de Los Pinos concentran alrededor de 50 por ciento de ellos.

QUE SE EXPULSE a quien no esté de acuerdo con los intereses estadunidenses; tarjeta roja a Maradona porque no tiene derecho a meterse en política; amenaza de destierro para los presidentes que, como Néstor Kirchner, denuncien que la más dolorosa prueba de que las políticas neoliberales fracasaron rotundamente es América Latina, en la que "las consecuencias nefastas del ajuste estructural recorren trágicamente el mapa de la inestabilidad latinoamericana, donde 222 millones de habitantes viven en la pobreza, 18 por ciento de los cuales es indigente; quedó demostrado que el mercado por sí solo no reduce los niveles de pobreza; necesitamos dejar de lado la fe ciega y excluyente del mercado y buscar modelos de desarrollo alternativos".

PERO FOX ASEGURA que, "sin ideologías", los acuerdos de libre comercio como el ALCA (casualmente promovido a palo y zanahoria por Estados Unidos) "son una filosofía de desarrollo integral sustentable" y muestra de "humanismo", como los 50 millones de mexicanos pobres, la desocupación, la informalidad y los salarios miserables que obtiene esa minoría en riesgo de desaparición conocida como empleados.

JAMES PETRAS NOS ayuda a resumir el "rostro humano" del camino propuesto por el esquirol Fox: "entre 1990 y 2002, los bancos estadunidenses y las empresas trasnacionales remitieron desde América Latina un billón de dólares (un millón de millones) en ganancias, pagos de intereses y derechos de autor. Además, cerca de 900 mil millones de dólares en "dinero sucio" -o fondos ilegalmente obtenidos- fueron enviados por la elite latinoamericana al extranjero, a través de bancos estadunidenses y europeos. En el mismo lapso, los bancos estadunidenses y europeos compraron más de 4 mil lucrativos y antes estatales bancos y compañías de telecomunicaciones, transportación, petroleras y mineras, minoristas y otras en América Latina, pero principalmente en Argentina, México y Brasil. Los superávit comerciales estadunidenses con América Latina cubrieron más de 25 por ciento de su déficit con Asia o más de 50 por ciento con Europa. Las tasas de ganancia e interés de empresas trasnacionales y bancos estadunidenses en América Latina fueron dos o tres veces superiores a las tasas de ganancia dentro de Estados Unidos. Las empresas estadunidenses que se posicionaron en América Latina pudieron reducir sus costos laborales entre 70 y 80 por ciento; las acciones estadunidenses en los mercados latinoamericanos de minoristas, colocadas a través de subsidiarias bancarias y locales, se incrementaron geométricamente, especialmente en el ramo de la comida rápida, los centros comerciales y los bienes raíces. En otras palabras, las políticas de "libre mercado" generaron resultados diametralmente opuestos: para las trasnacionales estadunidenses, significaron las más altas ganancias y la mayor presencia en América Latina en los siglos XX y XXI; y para América Latina, el peor desempeño del crecimiento en el mismo periodo, especialmente en Argentina, Brasil y México. La pobreza y el estancamiento de América Latina es producto de la concentración y centralización de la riqueza y expansión de Estados Unidos".

MIENTRAS FOX PROMUEVE el ALCA bajo los principios de la Doctrina Monroe, y la contraparte advierte que ALCA... rajo, tras las declaraciones del inquilino de Los Pinos contra Maradona, rápidamente se levantó una encuesta de opinión para conocer quién tiene derecho a meter las manos en la política: si el Pelusa en defensa de la gente o el ex gerente de Coca-Cola en amparo de los intereses de Bush. ¿Adivinen quién arrasó?


Descarga la aplicación

en google play en google play