Escúchenos en línea

Con «Fertilizantes para la Vida» llega el ALBA a Nicaragua

None | 6 de Abril de 2006 a las 00:00

Con el arribo de 10 mil toneladas de urea procedentes de Venezuela la semana próxima llegará también a Nicaragua la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), aseguró hoy la empresa importadora del fertilizante.

Directivos de Nicaraocoop R.L. informaron a Prensa Latina que el producto fue adquirido en el país sudamericano a un precio justo, y será vendido al costo a los pequeños productores nicaragüenses asociados en cooperativas.

La operación no representa ninguna ganancia para nuestra empresa, pues constituye un proyecto sin fines de lucro, aclaró el presidente de la empresa, Moisés López. La iniciativa se llama "Fertilizantes por la Vida", y representa la llegada del ALBA a Nicaragua, afirmó.

De acuerdo con López, el proyecto surgió como un acuerdo en el marco del Primer Encuentro Iberoamericano de Cooperativas, celebrado en Caracas en noviembre pasado, con la participación de representantes de 500 entidades agrarias de América Latina y España.

A nivel centroamericano se espera que beneficie a más de 100 mil pequeños productores de Nicaragua, Honduras, El Salvador y Guatemala.

Se trata de una operación de comercio justo, que beneficiará a los cooperativistas, independientemente de su signo político, recalcó López, quien dijo que el único requisito para adquirir la urea es que el comprador se comprometa a no revender el producto.

Como resultado de los acuerdos firmados en Caracas en el marco del ALBA, el próximo 18 de abril llegarán a Managua los primeros 15 cooperativistas venezolanos que se capacitarán durante un mes en turismo rural, adelantó.

El curso forma parte del convenio establecido entre el Ministerio venezolano de Economía Popular y la Asociación Tecuilcan, que se encarga de dar servicios a la sociedad civil nicaragüense, especialmente en el campo del desarrollo agrícola sostenible.

El ALBA es una propuesta de integración regional promovida por los gobiernos de Venezuela y Cuba para hacer frente a la llamada Area de Libre Comercio de las Américas (ALCA), que impulsa Estados Unidos en la región.

Mientras el ALCA y los Tratados de Libre Comercio responden a los intereses del capital transnacional y persigue la liberalización absoluta del comercio y las inversiones, el ALBA pone énfasis en la lucha contra la pobreza y la exclusión social, asegura Nicaraocoop.

La empresa constituida en 2003 se autodefine como una cooperativa de segundo grado que construye cadenas agroalimentarias justas para el productor y el consumidor.

Se dedica además a la producción, agregación de valor y comercialización de productos alimentarios y nutracéuticos (combinación de los términos nutrición y farmacéutica) para el mercado local e internacional.

Venezuela envió 10.000 toneladas de urea a Nicaragua

Caracas – Venezuela envió 10.000 toneladas de urea a Nicaragua, informó el ministerio de Economía Popular citado este jueves por el diario caraqueño El Universal.

El cargamento será vendido directamente a pequeños productores agrícolas como parte de un convenio de cooperación internacional entre ambas naciones. Está previsto un segundo envío de 10.000 toneladas más, dijo el diario.

La ministra de Economía Popular de Venezuela, Oly Millán destacó que es la primera venta sin intermediarios de productos por parte de una empresa estatal a pequeños grupos organizados.

La urea será vendida a "la cooperativa de segundo grado Nicaraocop, que agrupa a más de 400 cooperativas agrícolas nicaragüenses, y que está conformada por más de mil cien miembros, que se verán beneficiados al adquirir un producto a más bajo precio y con excelente calidad", agregó Millán citada por el diario.

Con la compra de este fertilizante, los pequeños productores agrícolas se ahorrarán entre un 15 y 30%, dijo por su parte el presidente de la empresa petroquímica Pequiven, Saúl Ameliach. Esta negociación arrojaría ingresos a Venezuela por 2 millones y medio de dólares, precisa el diario.


Descarga la aplicación

en google play en google play