Escúchenos en línea

Flores reduce a 95,119 votos la ventaja que le lleva García en Perú

None | 15 de Abril de 2006 a las 00:00

Lima – La incertidumbre sobre quién será el candidato que pase a la segunda vuelta presidencial en Perú, junto al virtual ganador Ollanta Humala, se prolongó este domingo al acortarse a 95,119 votos la ventaja de Alan García sobre Lourdes Flores, según el último reporte de la autoridad electoral.

La Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) informó que sobre el 89.481% del total de los sufragios escrutados, el nacionalista Humala, de Unión por el Perú, obtiene 30.900%, seguido del socialdemócrata García con 24.383% y la socialcristiana Flores con 23.531%.

Flores redujo a 0.852% la distancia que lo separa del ex presidente García. Entre sábado y domingo, la candidata conservadora sumó 12,600 votos más que su rival, según el conteo oficial. La distancia se acortó a 95,119 votos, impulsada principalmente por el escrutinio de los votos de los peruanos en el exterior, que benefician con amplitud a Flores.

El pequeño margen ha obligado a las autoridades de la ONPE a ofrecer los resultados del escrutinio parcial con centésimas, para graficar lo reñido de la votación celebrada el 9 de abril pasado.

En cuanto a los votos del extranjero, siguen favoreciendo a la candidata de Unidad Nacional. Al 40.47% de estos votos computados hasta el momento, Flores Nano tiene un 57% a favor.

Hace cinco días, el ex presidente García (1985-1990) superaba a su rival por 1.10% y 120,000 votos.

La ONPE justificó la lentitud en culminar el conteo de votos de la elección efectuada el domingo pasado, debido a la demora en recibir las actas del exterior y lugares rurales apartados del país. A ello se agrega la existencia de unas 7,000 actas observadas por errores técnicos por los equipos informáticos de la ONPE, lo que ha obligado a un conteo manual.

La lentitud del conteo podría quedar atrás luego del anuncio de García de que su partido desistirá de impugnar la votación de la comunidad peruana en el exterior en Milán, Madrid, Miami y Nueva York, donde denunció irregularidades.

"No puedo ganar con impugnaciones de décimas de punto, si gano lo haré por todo lo alto para no crear dudas ni heridas entre los peruanos", dijo García a la prensa al salir de la Catedral de Lima donde acudió a misa de Viernes Santo.

Los votos en Miami, Milán y Madrid fueron impugnados por el Partido Aprista Peruano tras alegar supuestas irregularidades en el proceso. En esas ciudades, los sufragios favorecían a Flores. Los partidarios de García, con calculadora en mano, esperan que la diferencia actual entre ambos candidatos de 109.300 votos se reduzca sólo un poco al final del conteo.

El secretario del APRA, Jorge del Castillo, anunció este sábado que retirará la impugnación y que espera que una vez contadas todas las actas pendientes se confirmará el segundo lugar para García.

"Confiamos de que los votos nos favorecerán, pero si no es así, nosotros aceptaremos los resultados democráticamente (...) por eso estamos retirando las impugnaciones", dijo Jorge del Castillo, importante dirigente del partido aprista.

Del Castillo afirmó que, según calculos de su partido, García pasará a la segunda vuelta con una diferencia de entre 70,000 y 100,000 votos, debido a que los sufragios del interior de Perú que faltan contabilizar mantendrán esa ventaja. "La ventaja se reducirá, pero la tendencia no se revertirá", declaró el número dos del APRA.

El anuncio de García fue bien recibido por el representante de Unidad Nacional ante la ONPE, Xavier Barrón, quien a su vez estimó que Flores pasará a la segunda vuelta con una diferencia a su favor de 42,000 votos.

Los representantes del APRA y Unidad Nacional resaltaron que cualquiera sea el resultado será respetado por sus respectivas agrupaciones.

En la otra acera, el partido de Flores, Unidad Nacional, también tiene sus cálculos y sostiene que alrededor de 200.000 votos del exterior podrían inclinar la balanza a su favor.

Hasta ahora, el voto en el interior de Perú benefició al ex presidente socialdemócrata de 56 años, con muchos adeptos en el norte del país, mientras los sufragios emitidos en el extranjero en su mayoría se vuelcan a Flores, de 46 años.

"Seguimos pensando que podemos pasar a la segunda ronda, pero si Dios y el pueblo deciden que Lourdes no siga, será la primera en reconocer su derrota", dijo el personero legal de Unidad Nacional, Xavier Barrón, a la radio local RPP. "No vamos a subvertir a nuestros partidarios para que salgan a las calles diciendo que hubo fraude", agregó.

Con el resultado parcial del conteo de votos, podría repetirse la historia política entre Flores y García. En las elecciones presidenciales del 2001, García obtuvo un 25,7 por ciento de votos y Flores un 24,3 por ciento y pasó a definir los comicios en una nueva ronda frente al entonces candidato Alejandro Toledo, quien ganó la contienda.


Descarga la aplicación

en google play en google play