Escúchenos en línea

Rescatan a siete menores y cuatro centroamericanas víctimas de trata

Tonalá, Chiapas. Notimex. | 12 de Septiembre de 2011 a las 00:00
La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) reportó el rescate de siete menores de edad y cuatro mujeres centroamericanas víctimas de trata en los municipios de Cintapala y Tuxtla Gutiérrez. En un operativo, los agentes rescataron a dos mujeres menores de edad de un establecimiento en Cintalapa, lográndose la detención de Manuela de Jesús Brindis Cruz y Fernando Molina González, propietaria y encargado del lugar, respectivamente. Actualmente, las menores, que eran obligadas a prostituirse, reciben asistencia por parte de las Fiscalías Especializadas en Protección a los Derechos de las Mujeres y en Derechos Humanos, a través de la Dirección General de Servicios a la Comunidad. Ante estos hechos, la Procuraduría General de Justicia del Estado inició la averiguación previa número 70/IC05-FAVMYF/2011 por el delito de trata de personas. En Tuxtla Gutiérrez, la dependencia desarticuló a una banda de tratantes de personas que operaba en el bar denominado 'Tía Mary' y rescató a nueve víctimas, entre ellas cinco menores de edad y cuatro mujeres centroamericanas. Tras el rescate y, en apego al recién creado 'Protocolo de Asistencia y Protección a las Víctimas y Testigos de Trata de Personas', las jóvenes fueron asistidas en la Dirección General de Servicios a la Comunidad y la Fiscalía Especializada en Protección a los Derechos de las Mujeres. Mientras que la Fiscalía Especializada en Delitos Cometidos en Contra de Inmigrantes dio parte a los Consulados de Honduras, Guatemala y Nicaragua, en relación al rescate de sus connacionales. Durante el operativo fueron detenidos la propietaria del bar, Rosbi Méndez Molina, la administradora Guadalupe Román López y dos empleados del lugar, Javier de Jesús López Escalante y Edwin Javier Méndez Molina. Así, se logró el rescate de una joven de 13 años de edad, una de 14 años, una más de 15 y dos de 16, quienes al declarar ante el Ministerio Público investigador afirmaron haber sido contratadas para trabajar como meseras. Sin embargo, agregaron, eran obligadas a consumir bebidas alcohólicas con los clientes, por lo que las autoridades ya investigan la posible comisión de explotación sexual en su agravio. Ante estos hechos, la Procuraduría General de Justicia del Estado dio inicio a la averiguación previa número FAR/089/11, por el delito de Trata de Personas.

Descarga la aplicación

en google play en google play