Escúchenos en línea

Ley de Carolina del Sur causa confusión entre latinos

EEUU. Agencias. | 23 de Enero de 2012 a las 00:00

La ley SB20 de Carolina del Sur entró en vigor el 1 de enero y hasta la fecha, lo único que ha generado es "confusión" entre los mexicanos que radican en ese estado. Según la prensa, no hay claridad sobre las cláusulas vigentes y un grupo de activistas ya se apura a llevar a cabo una campaña de información al respecto. Lo único cierto es que los inmigrantes le temen a la Policía, aunque saben que no les pueden pedir sus documentos.

En donde las autoridades también pretenden aclarar dudas es en Alabama, donde este lunes se lleva a cabo una reunión para abordar las preocupaciones y los temores planteados por la ley estatal los indocumentados. En la reunión participan el Departamento de Justicia y otras cuatro agencias federales. Se hablará de salud, vivienda, derechos civiles, educación, ayuda alimentaria y otros servicios. También se brindará una línea de ayuda para denunciar actos de discriminación.

En donde sí están amolados es en Noruega luego de que Hanne Bjurstrom, ministra de Trabajo de ese país, instara a los extranjeros desempleados a marcharse a sus países de origen. Esto, como es de esperar, generó descontento entre la comunidad migrante. En pocas palabras, Bjurstrom les dijo "váyanse a casa" y les advirtió que no habrá ningún tipo de ayuda gubernamental para ellos. Lo que hay que ver.

Por otra parte, crece el descontento ante la posible construcción de un Centro de Detención del Buró de Vigilancia de Inmigración y Aduanas en Crete, 40 millas al sur de Chicago. Los residentes de ese poblado semirural no lo quieren y argumentan, con justa razón, que nadie quiere junto a su casa una prisión. Hoy en la noche hay audiencia y habrá que ver qué pasa. Si alguien en Crete acude a la audiencia, mándeme un mensaje para que hablemos y me dé su punto de vista.

Lo que sí resulta interesante es el estudio multilingüistico que caracterizó los Siglos XIX y XX en Estados Unidos. Según el libro "Speaking American: A History of English in the United States", en 1903 en Chicago había 125,000 personas que hablaban polaco, 100,000 que hablaban sueco, 90,000 que lo hacían en checo, 50,000 en noruego y 35,000 en holandés. Hasta la década de los 20 del siglo pasado, un gran número de inmigrantes hablaban a sus hijos en su idioma materno. ¿Qué pasó entonces? ¿Por qué el movimiento de Sólo Inglés?.

Quien al parecer no tiene ni idea de lo que significa y representa la comunidad inmigrante en Estados Unidos es John Anderson, quien en una carta abierta publicó que los indocumentados no deberían tener derecho a registrarse como votantes de este país. Eso, ciertamente, no es posible. Y también dijo que si no hay control de la inmigración, lo único que se puede esperar es que halla más atentados terroristas como los del 11 de septiembre de 2001. Ni hablar, de que los hay, los hay.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play