Escúchenos en línea

Por qué la ultraderecha logró nuevo récord de votos en Francia

París. El Comercio. | 23 de Abril de 2012 a las 00:00

Su existencia puede no ser una novedad, pero se ha demostrado en las últimas elecciones presidenciales en Francia que la ultraderecha está en crecimiento. La suma de ciertos factores le da al partido de extrema derecha Frente Nacional, liderado por Marine Le Pen, casi un 20% del electorado en el país galo. Esta cifra supera a la captada por Jean-Marie Le Pen, el polémico padre de Marine, quien llegó a disputar la segunda vuelta electoral en el 2002 frente a Jacques Chirac.

Este inédito resultado que respalda ideas de rechazo a la inmigración y la exclusión de Francia de la Unión Europea se explica principalmente por la crisis, según coinciden analistas. En diálogo con elcomercio.pe, el especialista en temas de política francesa Francisco Belaúnde explica que "los extremos siempre tienen una aceptación mayor en tiempos de crisis". Además, señala que la primera vuelta de las elecciones del 2012 fue diferente a la del 2002 en tanto que no hubo la dispersión de partidos que hubo el 2002.

SENTIMIENTO ANTIINMIGRACIÓN

A la inmigración -principalmente de África del Norte, de los países del Magreb- le echan la culpa de todos los males, señala Belaúnde. "Se habla mucho de que los inmigrantes le quitan el empleo a los franceses, aunque es un mito, porque ellos hacen trabajos que franceses ya no quieren hacer (como la mano de obra para fuertes trabajos físicos)". Añade que detalles de las manifestaciones culturales también afectan: los musulmanes rezan y ocupan las calles y esto genera incomodidad en ciertos sectores. El sacrificio del carnero por el mes de Ramadán hecho en los propios departamentos puede ser un detalle que genere fastidio.

A esto, se le debe añadir la delincuencia y la sensación de inseguridad que proviene de la inmigración. Primero, por la marginación que sufren y que posteriormente se transforma en delincuencia, y en segundo lugar, el terrorismo islámico, representado en las últimas fechas por los asesinatos de Toulouse. Frente a esto, se postularon castigos más drásticos y hasta la pena de muerte para los asesinos de menores.

"Le Pen logró identificar esa antipatía y ese resentimiento de ciertos grupos. Los demás candidatos, en cambio, no fueron capaces de recoger esos sentimientos", indica el editor de Europa de la BBC, Gavin Hewitt.

UN DISCURSO MÁS CONCILIADOR
La ultraderecha francesa de hoy se caracteriza por la distancia que ha tomado Marie Le Pen de la posición controvertida de su padre, Jean-Marie. Siempre provocativo y con declaraciones muy cercanas al antisemitismo, Len Pen no se refleja completamente en su hija. Ella se pronunció abiertamente contra el racismo y de este modo, logró más apoyo.

Su postura nacionalista, según su propuesta, implica anteponerse a las decisiones de la Unión Europea frente a la crisis. "No quiere que la UE reglamente la vida de los franceses y muchos de ellos empatan con estos sentimientos", indica Belaúnde.

LA PREOCUPACIÓN DE SARKOZY

El 20% que apoya a Le Pen se convierte en esencial para la segunda vuelta. "A menos de que una gran mayoría de los votos del Frente Nacional se vayan para Sarkozy, lo más probable es que no vaya a tener un segundo periodo presidencial", considera Hewitt. Citando a las encuestas, Belaúnde indica Sarkozy está bastante "lejos del objetivo" y terminaría perdiendo con Holland.

En los próximos días, veremos qué tanto hace Sarkozy (alentador de Unión Europea) por lograr captar el voto nacionalista y ultraderechista de Le Pen.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play