Escúchenos en línea

Bush promoverá su reforma migratoria en frontera de Arizona

Agencia Notimex. Desde Phoenix, Arizona. | 5 de Abril de 2007 a las 00:00
El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, hablará sobre la necesidad de adoptar una reforma migratoria integral durante la visita que realizará a Yuma, Arizona, el próximo lunes, informó hoy la Casa Blanca. "Se prevé que el presidente abordará el tema de reforma migratoria integral durante su visita" a Yuma, dijo sin abundar Blair Jones, portavoz de Bush. La visita del mandatario a Yuma será la segunda que realiza a esa región en menos de un año y tendrá lugar tras haber anunciado en días pasados una iniciativa que busca reforzar la seguridad fronteriza y regularizar a indocumentados en el país. Bush visitará Yuma un año después de anunciar el Operativo Arranque, mediante el cual han sido desplegados seis mil guardias nacionales (reserva estatal del ejército) en Arizona, Nuevo México, Texas y California para apoyar a guardias fronterizos. Los guardias nacionales, que tienen prohibido detener a inmigrantes, realizan entre otras funciones, la construcción de bardas en la frontera con México, asistencia en inspecciones en garitas, misiones de vigilancia y recopilación de inteligencia. De acuerdo con autoridades estadunidenses, la presencia de los militares en la frontera ha contribuido ha reducir el flujo de indocumentados por la región en hasta casi 30 por ciento. Arizona, donde están destinados dos mil 400 guardias nacionales, se convirtió en años recientes en la principal puerta de ingreso a Estados Unidos para indocumentados. La administración de Bush promueve desde el pasado 29 de marzo su reforma migratoria para millones de indocumentados en Estados Unidos que los obligaría a salir del país, pagar tres mil 500 dólares para inscribirse y 10 mil más si son aceptados para legalización. El plan contempla aumentar a 18 mil agentes de la Patrulla Fronteriza para 2008, así como más de mil kilómetros de bardas y barreras vehiculares, un registro nacional de indocumentados y un nuevo sistema de verificación de elegibilidad de empleo. La propuesta de Bush tiene similitudes con la presentada en marzo pasado por los diputados, el demócrata Luis Gutiérrez y el republicano Jeff Flake, que obligaría también al jefe de familia a salir del país si desea entrar a la ruta de legalización. Según analistas, ambas propuestas buscan encontrar un punto intermedio para obtener el apoyo de legisladores que se oponen a una amnistía para indocumentados y quienes reconocen que es indispensable regularizar de alguna manera a los cerca de 12 millones de ilegales.

Descarga la aplicación

en google play en google play