Escúchenos en línea

Incontenible el paso de ilegales por Chiapas

Por Rodolfo Hernández, diario Co Latino. Desde Tapachula, Chiapas. | 18 de Abril de 2007 a las 00:00
El paso de indocumentados por territorio mexicano hacia los Estados Unidos es incontenible y aún cuando el año pasado las estadísticas indican que los aseguramientos y expulsiones fueron 44 mil menos que en el 2005, se considera que muchos más logran alcanzar el "sueño americano". La frontera sur es la entrada obligada de los migrantes extranjeros y por caminos de extravío, en trailers, ferrocarril, autobuses de pasajeros y hasta de "jornaleros" viajan tratando de burlar a las autoridades que han fortalecido su presencia en la zona. Los meses de enero, febrero, marzo y abril del año pasado fueron los de mayor afluencia de los "sin papeles" pero de ahí disminuyeron los flujos, pero se considera que en el actual la situación tiende a agravarse por la crisis que se ha agudizado en las naciones centroamericanas. Si bien la ruta que siguen ha cambiado de la Costa y Soconusco hacia los Altos y Norte del estado, los indocumentados siguen pasando y "ninguna barrera los detendrá". El Instituto Nacional de Migración (INM) en sus estadísticas de aseguramientos y expulsiones de extranjeros del 2006 precisa que efectuó 188 mil 572 eventos, cuando en el 2005 éstos fueron por 232 mil 157. Los extranjeros detenidos en nuestro país el año pasado eran originarios de Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Ecuador, Estados Unidos, Brasil, Cuba, China, Colombia, Perú, Belice, Costa Rica, Venezuela, Etiopía, Argentina, República Dominicana, Bolivia y Chile, entre otras. Y aun cuando las rutas del paso de éstos cambiaron Chiapas sigue ocupando el primer lugar en aseguramientos con el 48 por ciento, seguido de Tabasco con 12.9, Veracruz 9.3, el Distrito Federal 3.1 y entre todas las demás entidades del país el otro 26.7 por ciento. El presidente de la organización no gubernamental "Fundación Integración Humana" (FIH), Moisés Sánchez López, las movilizaciones migratorias no se detendrán con muros de concreto, policíacos o militares, al ser a causa de los problemas de tipo social y económico los que los provocan. En ese sentido dijo que los migrantes van en busca de empleo a los Estados Unidos porque en sus países de origen carecen de ello, como está sucediendo también en México y particularmente en Chiapas, de donde miles de personas salen semanalmente en busca del "sueño dorado". Consideró que solamente con la instrumentación de programas que generen fuentes de trabajo en las regiones expulsoras es que podrían detenerse los flujos migratorios, pero mientras eso no suceda éstos se mantendrán e incluso podrían incrementarse. Lo anterior porque las estadísticas de las autoridades son engañosas, al tomarse en cuenta solamente a las personas que son detenidas pero muchas más logran su pasar.

Descarga la aplicación

en google play en google play