Escúchenos en línea

Sigue México con su política hipócrita y anuncia drásticos controles en estaciones migratorias

Por Fabiola Martínez, diario La Jornada, de México. | 25 de Abril de 2007 a las 00:00
El Instituto Nacional de Migración (INM) de México reforzará las medidas de control en las estaciones migratorias y limitará el acceso de representantes de organizaciones no gubernamentales, abogados y familiares de los indocumentados. Cecilia Romero Castillo, comisionada del INM, precisó que el personal de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y los integrantes del cuerpo consular acreditado en México seguirán teniendo acceso libre las 24 horas del día, los 365 días del año. Sin embargo, el resto de los visitantes tendrán que someterse a un riguroso control que incluye información del detenido, y si éste desea recibir al gestor. "Habrá horarios como en cualquier oficina o instancia de gobierno", señaló la funcionaria al término de la reunión de trabajo con las comisiones de Asuntos Fronterizos del Sur y de Derechos Humanos del Senado de la República. En su exposición, Romero Castillo precisó que las nuevas normas para las 48 estaciones migratorias que operan en el país, "ya están completadas" y el mayor orden en estos espacios tiene como objetivo evitar que los indocumentados que han visto frustrado su sueño de llegar a Estados Unidos, no sean engañados por coyotes. Precisó que aquellos inmigrantes que sean diagnosticados como peligrosos o afectados de sus facultades mentales serán aislados. La comisionada del INM presentó un diagnóstico de la problemática en la frontera sur, que tiene un flujo anual de 1.6 millones de cruces, de los cuales 77 por ciento es de documentados y el resto sin documentos. De este segundo apartado casi 400 mil cruces corresponden a centroamericanos, en su mayoría, que aspiran a llegar a Estados Unidos, al final de la travesía, sólo 70 mil alcanzan su objetivo (uno de cada seis) y el resto es deportado. Los legisladores, en especial Rosario Ibarra y Rubén Fernando Velásquez, destacaron ante la funcionaria la necesidad de impulsar acciones que eviten los hechos de violencia en contra de los centroamericanos. Romero hizo nuevamente un análisis de los rezagos en esa zona, principalmente la ausencia de un régimen adecuado de control; ineficacia e insuficiencia de infraestructura, personal y presupuesto (al grado que en el punto de revisión El Ceibo, Tabasco, no hay energía eléctrica) y la enorme porosidad de la frontera sur, pero sobre todo admitió la complejidad a que se enfrenta la instancia migratoria ante la diversidad de los flujos, es decir, lo mismo a aquel que cruza sin documentos para hacer sus compras, que el paso de narcos o maras. También puntualizó lo que el INM califica de avance, como la próxima distribución de una forma migratoria para trabajadores temporales (actualmente la propuesta se encuentra en análisis); una nueva forma migratoria de visitantes locales con "entradas múltiples", así como la ampliación del programa de regularización para guatemaltecos afectados por el ciclón Stan, y la creación de un sistema de alertas en Cancún y Cozumel, entre otras acciones. El objetivo, según el diagnóstico, es facilitar los flujos migratorios documentados, mejorar la atención en las estaciones migratorias, otorgar estancia legal a víctimas de delitos o violaciones de derechos humanos mientras atienden su problemática particular, y avanzar en la seguridad fronteriza. De igual forma, como difundió este diario la semana pasada, se encuentra en proceso la elaboración de una iniciativa de reforma a la Ley General de Población, con el propósito de no criminalizar a los migrantes indocumentados.

Descarga la aplicación

en google play en google play