Escúchenos en línea

Habrá graves consecuencias para Arizona si prohiben contratar indocumentados

Agencia EFE. Desde Tucson, Arizona. | 14 de Mayo de 2007 a las 00:00
La economía de algunas ciudades en Arizona podría verse perjudicada si se aprueba una serie de medidas a nivel estatal que penalizarían a los negocios que contraten a indocumentados, dijo en entrevista con Efe el presidente de la Cámara de Comercio Hispana en Tucson. "Estamos en contra de este tipo de leyes que solamente son muestra de la ignorancia de parte de los representantes aquí en Arizona. No ven la realidad, la actitud que tienen en contra de los inmigrantes es casi racismo", aseguró Thomas León. Una de las medidas que actualmente analiza el Legislativo estatal contempla severos castigos a los negocios que contraten a trabajadores indocumentados. Mientras que otra obligaría a quien desee obtener una licencia de negocio (desde médicos hasta vendedores ambulantes) presentar prueba de residencia legal en los Estados Unidos. "Los negocios pequeños son los que mantienen la economía de las ciudades, si las personas no pueden obtener una licencia para abrir un negocio, no sólo están perjudicándolos a ellos, a sus familias, sino también a sus empleados", sostuvo el empresario. "Estamos hablando de familias, de nuestros amigos, de nuestros vecinos, yo creo que urge la aprobación de una reforma migratoria que implemente un mejor sistema para que la gente pueda venir a este país", agregó. En su opinión, son los negocios pequeños los que generan empleo y mantienen la economía no sólo de Arizona, sino de todo el país. "Es gente trabajadora que paga impuestos, muchas personas aseguran que los indocumentados no pagan impuestos, eso es otra ignorancia, porque sí están pagando", enfatizó. Señaló que los inmigrantes -con o sin documentos migratorios- contribuyen a la economía de las ciudades en las que viven ya que compran productos de consumo diario, pero también casas y autos. Comerciantes como Juan Pablo Ramírez, vendedor ambulante desde hace tres años, dicen estar seriamente preocupados por este tipo de iniciativas. "Si no quieren que seamos una carga al país, ¿por qué no nos dejan trabajar?", cuestionó Ramírez, quien vende golosinas para mantener a su familia. El inmigrante mexicano aseguró cumplir con todos los requisitos para tener su negocio y que paga impuestos. "Si nos niegan la oportunidad de tener nuestro propio negocio, ¿qué vamos hacer?", preguntó. León considera que hay muchas probabilidades de que la iniciativa que busca penalizar a los negocios en Arizona que contraten inmigrantes indocumentados sea aprobada por la gobernadora Janet Napolitano. "De todas formas solicitaremos a la gobernadora que vete esta iniciativa", aseguró el presidente de la Cámara de Comercio Hispana de Tucson. Pero aunque la medida fuera vetada por Napolitano, hay un grupo de legisladores estatales que ya han comenzado a recolectar firmas de votantes registrados para llevar a las urnas una propuesta similar en las elecciones del próximo año. En los comicios hay muchas posibilidades de que esta propuesta sea aprobada, ya que el pasado mes de noviembre, se aprobó por esta vía una serie de iniciativas en contra de la inmigración ilegal, entre ellas una que obliga a los alumnos indocumentados pagar colegiatura como extranjeros en universidades y colegios comunitarios del estado. "Es necesario que el Gobierno federal actúe y se apruebe una reforma migratoria", aseguró León. Añadió que el Gobierno federal también debe trabajar más de cerca con los negocios para poder establecer un sistema de verificación de empleados que realmente funcione.

Descarga la aplicación

en google play en google play