Escúchenos en línea

Presa una mujer en México por dar comida a emigrantes

MiPunto.com. Desde Ciudad de México. | 17 de Mayo de 2007 a las 00:00
Varias organizaciones no gubernamentales mexicanas pidieron este jueves la liberación de una mujer de una comunidad marginal del centro de México, condenada a seis años de prisión por "tráfico de personas", por haber dado de comer a inmigrantes hondureños. En marzo de 2005 Concepción Moreno, de 47 años, "se disponía a dar de comer a seis emigrantes hondureños, que habían llegado esa tarde a su puerta, cuando cinco elementos de la Agencia Federal de Investigación descendieron de un vehículo frente a su casa", relató el director adjunto del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, Luis Arriaga. En el parte de detención, los agentes aseguraron que habían encontrado a la mujer en "flagrante comisión de delito", ya que estaba "alimentando a un grupo de extranjeros", según el centro Pro Juárez, cuya petición de libertad para Moreno fue respaldada por Amnistía Internacional, Sin Fronteras y sacerdotes católicos dedicados a la atención a los inmigrantes indocumentados. Doña Concha, como la conocen en su pueblo, El Ahorcado, en Querétaro (centro), hacía lo mismo que hacen voluntariamente muchos de sus vecinos: dar alimentos a los inmigrantes que pasan por este punto, en el que el tren que va del centro del país hacia el norte tiene un punto de revisión. Los inmigrantes indocumentados, en su mayoría centroamericanos, viajan colgados de los trenes, en un intento de alcanzar la frontera con Estados Unidos, y se bajan en ese lugar para caminar unos kilómetros y volver a subir al ferrocarril. En octubre de 2005, un juez condenó a Moreno a seis años de prisión por tráfico de personas en un proceso que, según el centro Pro Juárez, estuvo plagado de irregularidades. De acuerdo con el abogado de la ONG que lleva el caso, Santiago Aguirre, la sentencia inculpatoria se basó en los testimonios aportados por tres de los hondureños que fueron detenidos y en la de un traficante de inmigrantes menor de edad que había sido detenido un día antes. Las declaraciones de los tres centroamericanos, que en el momento del juicio ya habían sido deportados, contenían contradicciones y algunos de sus párrafos eran idénticos, mientras el otro testigo, que hizo su declaración inicial sin asistencia de abogado, se retractó después de las acusaciones contra Moreno, afirmó Aguirre.

Descarga la aplicación

en google play en google play