Escúchenos en línea

Latinos y asiáticos integrados en Colorado

Agencia EFE. Desde Denver, Colorado. | 29 de Mayo de 2007 a las 00:00
El rápido crecimiento de las poblaciones asiática y latina de Colorado y el hecho de que comparten ciertos valores en común propicia una interacción cada vez más intensa entre las dos comunidades minoritarias más numerosas en este estado. Según la Oficina del Censo, los latinos representan ahora un 20 por ciento de los 4,5 millones de residentes en Colorado, con un crecimiento de un 3,6 por ciento del 2005 al 2006, levemente por encima del promedio nacional. Por su parte, la comunidad asiática de Colorado también creció un 3,6 por ciento en el período mencionado, y ya suman 125.000 las personas de esa procedencia, o 2,6 por ciento de la población estatal. Sin embargo, en lo que va de la década, la población asiática de Colorado superó en porcentaje de crecimiento a los latinos, con un 27,3 por ciento contra el 19,7 por ciento. Dirigentes locales, como Polly Baca, directora ejecutiva de Latin American Research and Service Agency (LARASA, en Denver), y John Wright, presidente de la Cámara de Comercio Asiática de Colorado, coincidieron en que las oportunidades económicas que ofrece Colorado, especialmente para pequeños negocios, atraen a un creciente número de jóvenes familias latinas y asiáticas, tanto desde el extranjero como desde otros estados. Tanto para Baca como para Wright, la buena economía (impulsada por las industrias de la construcción y tecnología) y la posibilidad de "vivir con la familia extendida" son las principales razones de la llegada de latinos, vietnamitas y coreanos a Denver y zonas aledañas. Por eso resulta cada vez más frecuente que latinos y asiáticos compartan negocios, iglesias y hasta responsabilidades comunitarias, como trabajos en conjunto en varias escuelas del distrito escolar al norte de Denver. "Los asiáticos y los latinos ahora interactúan en todos los aspectos de la vida", comentó Stan Perea, educador y dirigente evangélico latino de Denver, quien viene estudiando este situación demográfica "desde hace por lo menos dos décadas". Perea indicó que un 38 por ciento de los latinos se casa con no latinos, y un 35 por ciento de los asiáticos se casa con no asiáticos. Perea califica esa experiencia como "el moo-shoo burrito", es decir, la confluencia del típico rollito de cerdo asiático con el burrito mexicano. De hecho, según Perea, ese plato realmente existe en el menú de un restaurante en el sur de Denver. "La combinación de esos dos sabores representa las dos minorías de mayor crecimiento en Estados Unidos, los latinos y los asiáticos", sostuvo Perea. Esos matrimonios y la consecuente interacción se deben, explicó, a que "asiáticos y latinos comparten ante todo la misma ética de trabajo". "Ni unos ni otros tienen miedo de los trabajos duros y unos y otros trabajan en lo que se les ofrezca. Además, compartimos los mismos valores sobre la importancia de la familia, la ayuda mutua en vez de la competencia y el respeto por los ancianos, entre otros", agregó. Como resultado de esa interacción, una de las tiendas más frecuentadas por los latinos de Denver, BBB Mart, que ofrece todo tipo de productos mexicanos, tiene como dueño a un empresario coreano, Young J. Kwon. Los empleados de esta tienda, como Jane Hyun o Tom Bold (ambos coreanos), hablan inglés, español o coreano según sea el idioma preferido por sus clientes. El propietario de FishCo Pescadería (otro negocio ubicado en el barrio latino del oeste de Denver que provee a varios restaurantes latinos de la zona) es Coung Nguyen, de Vietnam, mientras que el presidente de esa misma compañía es Tommy Hin, de padres chinos y vietnamitas. Otros negocios de Denver con nombres y clientela latinos, como Mexicana Mall y Plaza Mexicana, también tienen dueños coreanos, en este caso, Dong Sik Kim y Jung H. Kong, respectivamente. En otras empresas, asiáticos y latinos se entremezclan en proporciones similares. En el National Beauty and Massage Therapy College, una academia de belleza dirigida por Anthony H. Do, existe un número casi igual de instructores y de alumnos latinos y asiáticos. "Cuanto más crezcan estas dos poblaciones, más ejemplos como estos veremos", aseveró Perea quien enfatizó que "la interacción también se ve en iglesias y en escuelas". "Cuando los estudiantes latinos se movilizan, el grupo generalmente incluye a alumnos asiáticos", especificó Perea. Por ejemplo, en el Distrito Escolar 50 (que incluye la ciudad de Westminster, al norte de Denver), los latinos y los hmong de Vietnam "han formado una sólida alianza y se presentan juntos como un solo grupo en las reuniones del distrito". "Todos necesitamos aumentar nuestra conciencia de las diferencias culturales. Pero a la vez creo que todos, por el simple hecho de vivir en Estados Unidos, cada día nos volvemos un poco más latinos y asiáticos", concluyó Perea.

Descarga la aplicación

en google play en google play