Escúchenos en línea

Intento de cruzar valla en Melilla deja decenas de heridos

Melilla. Agencia EFE. | 23 de Julio de 2013 a las 17:44

El Ministerio del Interior en Marruecos y la Delegación del Gobierno español en Melilla no terminan de ponerse de acuerdo sobre los datos exactos que visualizan la fuerte avalancha de inmigrantes que asaltaron la valla fronteriza con Melilla la pasada madrugada.

Según las autoridades marroquíes, un total de 300 inmigrantes, entre los dos grupos que asaltaron simultáneamente la valla, intentaron pasar la frontera. También apuntan que el suceso cerró con 33 heridos, de los cuales tres fueron policías marroquíes golpeados por piedras.

En el comunicado emitido por el Ministerio del Interior concretan que 30 inmigrantes resultaron heridos en el lado marroquí por culpa de las alambradas que cierran el perímetro fronterizo, por lo que tuvieron que ser tratados en el Hospital Hassani de Nador.

Además, cifran en 98 los detenidos, procedentes de la frontera de Marruecos con Argelia, habiendo llegado a ocasionar "una presión constante en los bosques cercanos" a Melilla.

La Delegación del Gobierno español en Melilla ha ofrecido su propia versión de los hechos. Según sus cálculos, 500 inmigrantes intentaron saltar, aunque finalmente un centenar fue el número de personas que logró entrar en la ciudad.

Sitúan en 11 los heridos que necesitaron asistencia médica por las "extremas circunstancias" en la que se produjeron los asaltos. Añaden del mismo modo que uno de ellos podría necesitar una intervención quirúrgica.

Las cifras de la Delegación también son diferentes en cuanto al número de personas localizadas, que puntúan en 84 adultos y 11 supuestos menores.

En lo que sí coinciden las fuentes españolas y marroquíes es en que los inmigrantes se enfrentaron abiertamente, en los dos lados de la frontera, con los policías que custodian la zona.

Por ello, el delegado del Gobierno en Melilla, Abdelmalik El Barkani, ha denunciado la "agresividad" con la que intentan entrar los inmigrantes en la ciudad y ha asegurado que "no van a consentirse las novedosas prácticas de amenazas y presión a las fuerzas de seguridad del Estado que vienen protagonizando últimamente, y en mayor medida, los inmigrantes que intentan acceder a Melilla".

Según han informado fuentes policiales, la avalancha masiva se produjo en dos saltos simultáneos pasadas las 05.00 horas por el Barrio Chino, zona conocida como Villa Pilar. Y si bien una gran parte fueron rechazados por las fuerzas de seguridad marroquíes y españolas a uno y otro lado de la alambrada, más de un centenar logró acceder.

La jornada ha sido especialmente activa en la doble valla de seis metros de altura que separa Melilla de Marruecos porque sobre las 09.00 horas se ha producido un tercer intento de salto de un grupo numeroso, quizá protagonizado esta vez por quienes no pudieron entrar a las 5.00 horas. En esa ocasión ninguno logró su propósito de pasar a Melilla.

La Guardia Civil, Policía Nacional y Policía Local están buscando a todos los que han conseguido entrar para ser conducidos a la Jefatura de Policía y abrirles el correspondiente expediente de expulsión en aplicación de la Ley de Extranjería que establece su expulsión de España.

Sin embargo, este trámite documental suele durar meses e incluso años y muchas veces no puede concluirse con la repatriación porque sus países de origen se niegan a aceptarlos como nacionales propios, por lo que son acogidos en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI), dependiente del Imserso, hasta su más que probable salida a la Península pasado un largo tiempo.

La última entrada masiva de subsaharianos a Melilla a través del vallado se produjo el pasado 9 de julio, cuando consiguieron entrar unos 40 inmigrantes en un asalto protagonizado por unos 100.


Descarga la aplicación

en google play en google play