Escúchenos en línea

Buscan recursos para cumplir ley antiinmigrante en Oklahoma

LaVoz.com. Desde Tulsa, Oklahoma. | 4 de Junio de 2007 a las 00:00
Los departamentos de policía de los suburbios están mirando meticulosamente qué ocurre con la propuesta ley de Tulsa sobre inmigración y están apuntalándose para las posibles ramificaciones de la iniciativa 1804 de la cámara baja sobre sus presupuestos y personal. La nueva ley estatal, que entra en efecto el 1 de noviembre, exige un "esfuerzo razonable" de los funcionarios para determinar el estatus de ciudadanía de los prisioneros por delitos locales o federales que estén acusados de delitos mayores o por manejar en estado de ebriedad. "Nuestra mayor preocupación es tener los recursos para cumplir el estatuto", dijo Mark Irwin, comandante de la policía de Broken Arrow. El año pasado, los concejales de Broken Arrow y Jenks aprobaron resoluciones que exigen que su policía notifique a la agencia federal de Inmigración y Aduanas por escrito sólo cuando detecten a un posible inmigrante ilegal. En Tulsa, donde la policía lleva a la Cárcel Tulsa tanto a los acusados de delitos menores como de delitos mayores, los funcionarios han estado batallando con el asunto. El Concejo municipal aprobó recientemente una resolución para que la policía verifique el estatus migratorio de la gente arrestada por delitos menores y mayores. En Sapulpa, el jefe de policía Jim Wall dijo, "Planeamos revisar esa resolución hasta el menor detalle para ver si es algo que queremos intentar e implementar". Funcionarios locales están en espera de ver qué requerimientos nuevos enfrentará la policía una vez que la ley entre en vigor, y qué significará para el departamento; una preocupación es el efecto sobre el presupuesto. "Vamos a cumplir la ley", señaló Mike Carter, jefe de policía asistente de Sand Springs, cuyos agentes ya preguntan sobre su estatus de inmigración a la gente arrestada por delitos federales o municipales.

Descarga la aplicación

en google play en google play