Escúchenos en línea

La radio ejerce notable influencia en debate migratorio

LaVoz.com. Desde Washington. | 23 de Junio de 2007 a las 00:00
Los comentaristas de radio están ejerciendo una influencia inédita en la política estadounidense y sus mordaces críticas amenazan con hundir la propuesta reforma de las leyes de inmigración. Los comentaristas, usualmente de tendencia conservadora, suelen denunciar la propuesta como nada más que una amnistía para violadores de la ley, y han encontrado tal resonancia entre el público que algunos legisladores les están haciendo caso. Si bien es cierto que algunos republicanos han desafiado las críticas y siguen defendiendo la ley, otros han intentado complacer a los comentaristas: Un senador incluso modificó la propuesta para incluir sugerencias que le había formulado uno de los locutores. El senador Jon Kyl, republicano de Arizona, dijo a reporteros el viernes que el comentarista Hugh Hewitt "tiene varias ideas que estamos tratando de incluir" en la ley. Hewitt, un entrevistador de radio de tendencia conservadora, basado en California, invitó a Kyl a su programa el jueves y le preguntó: "¿Tiene esta ley algún tipo de cláusula que establezca un trato diferente para inmigrantes de países de cierta preocupación?" Respondió Kyl: "Vamos a incluir esas cláusulas como resultado de sus gestiones conmigo". Los que intenten ingresar a territorio estadounidense de países que Estados Unidos ha calificado de patrocinadores de terrorismo recibirán un escrutinio más intenso, explicó Kyl. Algunos partidarios de la ley se han resistido vocalmente a los comentaristas de radio, pero han sufrido las consecuencias. Por ejemplo, el senador republicano Trent Lott se quejó la semana pasada de que "esos comentaristas de radio están controlando al país entero, tenemos que hacer algo al respecto". Rápidamente vino la respuesta de los locutores: "Lo que pasa es que a Lott le molesta que el pueblo se involucró en el debate sobre la inmigración ilegal y frustró las intenciones de los apologistas de la amnistía", dijo Neal Boortz, un comentarista basado en Atlanta. "Si Trent Lott y sus compinches en el Capitolio no le van a hacer caso a los comentaristas de radio, ¿a quién le están haciendo? ¿a los que les dan dinero?". En cambio, los comentaristas fueron elogiosos con Kyl. En su sitio de internet, Hewitt calificó a Kyl de "quizás el legislador conservador más efectivo y de más sólidos principios en el Senado de los Estados Unidos". Si la ley fracasa, los comentaristas de radio _ y de televisión, donde se destaca Lou Dobbs de CNN _ habrán sido en gran parte los responsables, dicen analistas. "Los programas de comentarios y entrevistas, tanto en radio como televisión, son más eficientes cuando hay una ley que está siendo debatida en ese momento", dijo Kathleen Hall Jamieson, experta en asuntos de periodismo y política en la University of Pennsylvania. "Es un ejemplo clásico de los actores sociales movilizándose, que seguramente surtirá efecto". Dice el senador Jeff Sessions, republicano de Alabama: "Los programas de opinión por radio han tenido una enorme influencia en este tema".

Descarga la aplicación

en google play en google play