Escúchenos en línea

Celebran raíces latinas de la música country

LaVoz.com. Desde Nashville, Tennessee. | 23 de Julio de 2007 a las 00:00
El cantante texano de música "country" Rick Treviño acaricia las cuerdas de su guitarra mientras entona una vieja canción del folclore mexicano que su padre solía cantarle en la niñez. Es un momento emotivo, pero pocas de las 400 personas que ocupan las butacas del Schermerhorn Symphony Center entienden una palabra. Casi ninguno es latino. Auspiciado por la organización Nashville Symphony, el recital "Streets of Laredo" fue uno de varios ofrecidos en junio para celebrar las raíces latinas de la música country. Los conciertos se enmarcaron en el festival anual de cuatro días de la Asociación de Música Country (CMA en inglés). En el recital sabatino del programa, la CMA realizó una muestra de la música latina country, con la actuación al aire libre de Johnny Rodríguez, Bobby Márquez, John Arthur Martínez, Melanie Torres y Janie Feliz. Es el primer espectáculo de su tipo por parte de la CMA desde un recital al que muy pocas personas asistieron en el 2001, frente al río que atraviesa la ciudad. "Como todo, hay que anunciar esto y encontrar el público. Uno tiene que generar esa demanda, y eso estamos haciendo este año", dijo Jeff Walker, copresidente de la Fuerza de Tarea Latina de la CMA, un grupo creado el año pasado para atraer a más latinoamericanos hacia este género musical. Music Row, el distrito de la ciudad de Nashville que representa la meca de las empresas fonográficas country, percibe que la industria podría crecer si atrae a la creciente población latina. Muchos latinos en Estados Unidos, especialmente los mexicanos, aman la música norteña, un sonido tradicional que se originó en las zonas rurales del México septentrional. La música tradicional del oeste de Estados Unidos comparte con la "norteña" muchos ritmos basados en el acordeón. Pero se desconoce si ese público recibirá de buena gana los violines y las guitarras metálicas del country. El recital de Treviño evidencia algunos problemas de la industria. En base a las reservaciones de boletos, Yuri Cunza, presidente de la Cámara de Comercio del Area de Nashville, esperaba que asistieran entre 70 y 80 latinos. Pero sólo la mitad llegó a la elegante sala de conciertos. Cunza piensa que algunos inmigrantes no asistieron por el temor a ser detenidos mientras viajaban. Los bloqueos en las calles céntricas para proteger a los peatones habrían asemejado puestos de control. Quizás influyó también que Rodríguez, un exitoso cantante de las décadas de 1970 y 1980, no llegó al primer espectáculo, al que fue invitado por Treviño. "Hará falta un esfuerzo constante para que este acto capte la atención y participación de una comunidad que no es nuestro público típico", dijo Cunza, cuyo grupo ha trabajado con la CMA para promover recitales entre los latinos del área. "Lo primero es generar un ambiente apropiado en el que ellos puedan conocer esto y sentirse cómodos". Treviño, quien tuvo algunos éxitos en la década de 1990, incluida la canción "Running Out of Reasons to Run" _primer lugar en las listas de popularidad_, mezcló aspectos culturales de México y Estados Unidos. Para Treviño, no es un problema el que buena parte del público no haya entendido sus palabras. "Una mujer vino hacia mí y me dijo: 'No entendí lo que decía, pero me gustó cómo sonó'", dijo.

Descarga la aplicación

en google play en google play