Escúchenos en línea

Congreso de EEUU contra políticas de Obama en salud y migración

Washington. PL. | 3 de Febrero de 2015 a las 09:47

El Congreso de Estados Unidos, dominado por los republicanos, tiene en agenda iniciativas encaminadas a socavar políticas del presidente Barack Obama como su programa de salud y la posposición de deportaciones para millones de indocumentados.

De acuerdo con el programa del Capitolio, la Cámara de Representantes debe pronunciarse este martes sobre una propuesta legislativa para revocar el programa sanitario denominado ObamaCare.

Este será el cuarto intento para revertir totalmente la ley de salud que entró en vigor en 2010, y será alrededor de la votación número 60 para minar de una u otra manera este programa desde que los republicanos tomaron control de la Cámara baja.

"Tenemos 47 nuevos miembros del Congreso en el bando republicano que nunca han tenido la oportunidad de emitir su voto para revocar ObamaCare," declaró la semana pasada el presidente de esa casa legislativa, John Boehner.

La iniciativa de este martes incluye una directiva a comités legislativos a fin de que elaboren una alternativa al ObamaCare.

Recientemente, la Cámara de Representantes también sancionó un proyecto que evitaría el pago de cuotas a empresas que no provean seguro de salud a empleados que trabajan menos de 40 horas por semana.

O sea, llevaría de 30 a 40 horas semanales la definición de trabajo de tiempo completo vigente según el ObamaCare.

La Casa Blanca ha asegurado el veto ejecutivo y su vocero, Josh Earnest, advirtió que esa medida "haría mucho daño, no solo a la Ley de Asistencia de Salud Asequible (Affordable Care Act), sino a un número considerable de trabajadores en todo el país".

Por su parte, el Senado comenzará en esta jornada el examen de los fondos para el Departamento de Seguridad Interna, los cuales deben aprobarse antes de que expire a fines de este mes el financiamiento liberado para esa agencia federal.

La controversia está dada por una enmienda dirigida a dejar sin presupuesto las acciones ejecutivas anunciadas en noviembre último por Obama, según las cuales se otorgaría estatus legal a casi cinco millones de inmigrantes que ahora pudieran permanecer en el país y obtener permiso de trabajo.

Otra disposición incluida en ese texto revertiría una medida de 2012 que favorece a los migrantes que ingresaron a territorio estadounidense con menos de 16 años.


Descarga la aplicación

en google play en google play