Escúchenos en línea

Fiebre antiinmigrante en Virginia

Agencia EFE. Desde Washington. | 13 de Agosto de 2007 a las 00:00
El ambiente antiinmigrante en Virginia, que comenzó con la aprobación en Prince William de una resolución contra los indocumentados, se agrava con la incorporación de otros dos condados a la lista de promotores de medidas discriminatorias. Tras el ejemplo de Prince William y Loudoun, la reacción no se ha hecho esperar en Culpeper (norte de Virginia), que ha establecido una ley que reafirma el inglés como única lengua oficial del condado, y Spotsylvania (también en el norte de Virginia), que estudia medidas que nieguen ciertos servicios a los inmigrantes que no tengan sus papeles en regla. La semana pasada, los legisladores de Culpeper aprobaron una medida que establece la primacía del inglés sobre el español, la segunda lengua más hablada del condado. Se pretende que con la nueva norma de "English Only", que afectará a los documentos que se usen de manera oficial, se encuentre una solución a los problemas de superpoblación en centros educativos y médicos del condado. El caso de Culpeper, al menos por el momento, no es tan grave como el de sus vecinos de Prince William y Loudoun, y aunque algunos lo consideran una manera de animar a la comunidad inmigrante a que aprenda inglés, otros lo ven como un error. "No es ningún tipo de incentivo para los inmigrantes", explicó hoy a Efe Flavia Jiménez, analista de Política e Inmigración del Consejo Nacional de La Raza (NCLR, en inglés). "Muchos inmigrantes en Estados Unidos están tratando de aprender inglés y lo que debería hacer el Gobierno es organizar programas para hacerlo más accesible", añadió. Jiménez expresó su preocupación por los problemas que podrían resultar de este monolingüismo, por ejemplo, "si una persona está en una situación de emergencia o si el gobierno quiere mandar un mensaje urgente a una población que no habla inglés". En Culpeper, que además se ha unido a la coalición de jurisdicciones de Virginia que planea pedir ayuda a la Asamblea General para acabar con la inmigración ilegal en sus territorios, un 10 por ciento de los 7.000 estudiantes son latinos. En el caso Spotsylvania, la Junta de Gobierno hizo pública la semana pasada su deseo de poner en marcha medidas que al igual que en otros condados del estado, permitan la negación de ciertos servicios a los inmigrantes documentados. La decisión pone de manifiesto la tendencia a que iniciativas ésta no dejen de repetirse en los distintos condados del estado, que temen que las medidas tomadas por sus vecinos se traduzcan en un incremento de población inmigrante en las localidades cercanas. La población latina de Spotsylvania pasó de 2.536 en 2000 a 6.195 en 2005. Los latinos representan el 5,3 por ciento de los 119.530 residentes en el condado. Para Jiménez, los motivos que llevan a tomar este tipo de medidas son puramente electoralistas. "Ahora se está dedicando mucha energía a la inmigración porque es un año de elecciones y la cuestión migratoria se ha vuelto muy política", opinó. Ante el fracaso de la reforma migratoria integral, se han propuesto este año en EE.UU. 1.404 legislaciones sobre inmigración en los 50 estados del país, de las cuales 170 se han aprobado en 41 estados distintos, según un informe de la Conferencia Nacional de Legislaturas Estatales. Para Jiménez, sin embargo, este tipo de medidas a nivel local y estatal sólo "tratan de arreglar una cosa que es imposible que arreglen los condados por sí solos". "Se trata de algo más importante que eso, no son soluciones para los problemas de condados como Prince William, Loudoun, Spotsylvania y Culpeper", apuntó Jiménez. "Creo que es una manera totalmente equivocada de tratar de desplazar a los inmigrantes a otros condados. No se van a mudar y si lo hacen será para mejorar su calidad de vida, como hacemos todos", concluyó. Al igual que Culpeper y Spotsylvania, el condado de Chesterfield (también en Virginia) planea someter a votación en las próximas semanas una medida a través de la cual se niegue el acceso a varios servicios a los inmigrantes indocumentados.

Descarga la aplicación

en google play en google play