Escúchenos en línea

Donald Trump y los hispanos

Tegucigalpa. El Heraldo. | 30 de Agosto de 2015 a las 14:10

Desde que Donald Trump anunció su postulación para ser el candidato republicano en las presidenciales de 2016, su protagonismo mediático ha estado marcado de polémicas declaraciones antimigratorias relacionadas en su mayoría contra la comunidad hispana.

Si bien las controvertidas comparecencias públicas del multimillonario estadounidense surgieron en un principio de manera directa contra la inmigración procedente de México, su discurso antihispano no deja de ser motivo de preocupación para la comunidad latina que se ha organizado de diferentes maneras llamando a un boicot contra las inversiones y las aspiraciones políticas de Trump.

Preocupante es que las mismas estructuras del Partido Republicano, incluyendo a los demás aspirantes a la presidencia, aún no se hayan manifestado de manera contundente sobre este tema que ya calienta el escenario preelectoral norteamericano y que se convierten en un nuevo obstáculo a la reforma migratoria impulsada por el presidente Barack Obama.

¿Qué gana o que pierde Donald Trump con el montaje de una campaña basada en un enfoque racista? Estados Unidos es una nación multicultural y construida por inmigrantes, la inmigración es tema central en su historia, de hecho, América ha sido el principal destino migratorio desde el siglo XIX hasta la fecha.

¿Qué sucedería si la migración latinoamericana hacia Estados Unidos se detuviera de una sola vez? Un estudio realizado por IHS Economics, una firma global especializada en análisis y prospectiva económica, deja entrever que seguramente, la fuerza laboral de este país no sería sufi ciente para mantenerse en sólido crecimiento.

De acuerdo a los alcances del estudio en mención, para el año 2020, los hispanos representarán cerca del 40% del aumento total del empleo en Estados Unidos generando un mayor potencial de crecimiento de la fuerza laboral que estimularía una mayor inversión y un aumento en la productividad.

Datos de la Organización de las Naciones Unidas, divulgados en el “Informe 2014 sobre Situación Demográfi ca”, muestran que más de la mitad de los hispanos nacidos en el exterior que residen hoy en Estados Unidos proceden de México, un 15% llegaron procedentes de Centroamérica (con mayor presencia de salvadoreños y hondureños) y Sudamérica y el Caribe aportan 10% de migrantes cada uno.

Los países que generan migración hacia la gran nación del norte seguramente experimentarán ciertos niveles de crecimiento económico durante los próximos 20 años, pero no será el suficiente para retener a su población por lo que los flujos migratorios no se detendrán.

Según los análisis de expertos de la política, el magnate no tendrá éxito en su campaña por la Casa Blanca, difícilmente un candidato presidencial en Estados Unidos podrá ganar las elecciones sin contar con el voto latino que cada vez es más determinante, sin embargo el problema es más de fondo, y no cabe duda que abrió la puerta a la polarización ideológica sobre las migraciones.


Descarga la aplicación

en google play en google play