Escúchenos en línea

Aumenta clamor por situación de inmigrantes en centros de detención en EEUU

Los Ángeles. EFEUSA. | 14 de Noviembre de 2015 a las 15:58

Varias organizaciones han vuelto a denunciar la indefensión que sufren los indocumentados en los Centros de Detención de Texas y California, a la espera de una audiencia judicial que tarda en llegar y sin otras opciones que les permitan solucionar su situación.

Aumenta clamor por situación de inmigrantes en centros de detención

Varias organizaciones han vuelto a denunciar la indefensión que sufren los indocumentados en los Centros de Detención de Texas y California, a la espera de una audiencia judicial que tarda en llegar y sin otras opciones que les permitan solucionar su situación.

Pero, mientras los activistas defensores de los indocumentados denuncian los casos de inmigrantes “que languidecen en los centros de detención”, las autoridades de inmigración aseguran que cumplen la ley y toman cada caso muy seriamente.

Francisca Morales Macías, que se encuentra detenida en Texas, es una de cientos de indocumentados que viven esta situación.

“Es una situación muy triste para todos. Ella tuvo que venirse de México porque su vida allá corría peligro”, contó en entrevista con Efe su hija Mónica Morales.

“Todas estas mujeres tienen familia aquí en los Estados Unidos y a mi mamá la han aislado porque no quieren oír la voz de ella y otras personas”, reclamó la joven hispana beneficiaria de la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA).

Francisca Morales, según informó su hija, fue trasladada del Centro Residencial T. Don Hutto cerca de Austin en Texas a otro centro en el mismo estado, por ser una de las líderes que promueve una huelga de hambre.

No obstante, el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) negó hoy que se estuviera realizando una huelga de hambre en el centro, que alberga a unas 500 mujeres detenidas.

“Actualmente, nadie en el Centro de Detención T. Don Hutto ha sido identificado como en huelga de hambre o negándose a comer”, manifestó la agencia en una comunicación enviada a Efe por su portavoz Nina Pruneda.

De acuerdo con los criterios de ICE, un detenido será declarado en huelga de hambre y referido al departamento médico para evaluación y posible tratamiento, cuando se niegue a tomar sus alimentos durante 72 horas continuas.

Según declaró a Efe Virginia Kice, portavoz ICE para la Región Oeste, la agencia “toma seriamente la salud, seguridad y bienestar de aquellos bajo su cuidado”.

No obstante, la organización no lucrativa Liderazgo de Base, con sede en Texas, que apoya las protestas de algunas de las mujeres detenidas en T. Don Hutto, asegura que allí sí hay mujeres que se niegan a recibir alimentos en protesta, en una huelga que rota entre los diferentes grupos de detenidas.

“Estamos apoyando a estas personas que participan en la huelga de hambre que está sucediendo en Hutto, y también sabemos que hay otras huelgas de hambre actualmente en El Paso, en Luisiana y en Adelanto”, declaró a Efe Cristina Parker, directora de Programas de Inmigración de Liderazgo de Base.

En el Centro de Detención de Adelanto, en el sur de California, las autoridades confirmaron que continúa la huelga de hambre de algunos detenidos.

“Para la mañana del viernes (13 de noviembre), 19 de los más de 1.400 residentes de Adelanto permanecen en huelga de hambre”, informó Kice.

La portavoz aseguró que “consistente con los protocolos de huelga de hambre de ICE esos residentes están bajo observación médica y continuaremos monitoreándolas muy de cerca”.

Por esa razón, la petición de Mónica Morales fue tajante. “No sólo mi mamá sino todas aquellas chicas que están detenidas, deben ser oídas por un juez, pero se lo están negando”, dijo.

Parker también se identificó con esta petición y afirmó que “no hay necesidad de tener estas personas detenidas por tanto tiempo”.

“En realidad no es cierto que muchos desaparecen. Muchas personas si van a sus citas con los jueces especialmente aquellas que tienen apoyo de la comunidad y la asesoría de un abogado”, argumentó.

Sin embargo, según cifras de la Oficina Ejecutiva de Revisión de Inmigración del Departamento de Justicia presentados por Fox News en junio, el 84 % de los adultos con niños dejados en libertad no se presentaron a sus audiencias.

Ante la publicación de los datos, Jessica Vaughan, directora de Estudios Políticos del Centro de Estudios de Inmigración declaró que estas cifras “ilustran la necesidad de la detención”.

Al contrario, Parker alegó que la detención de indocumentados es un “negocio que beneficia a compañías privadas” y consideró que “sería más útil invertir recursos en asesoría legal” que en mantener a los inmigrantes detenidos.

A finales de octubre, la Novena Corte del Circuito de Apelaciones de California determinó que los inmigrantes indocumentados detenidos, debían tener la oportunidad de una audiencia de solicitud de fianza al menos cada seis meses.

“Los civiles detenidos por inmigración son tratados mucho más como criminales que están cumpliendo una condena”, anotó la juez Kim McLane Wardlaw en su análisis para el panel de tres jueces de la corte.


Descarga la aplicación

en google play en google play