Escúchenos en línea

Antiinmigrantes Trump, sin competencia en el bando republicano

Washington. dpa. | 5 de Diciembre de 2015 a las 15:45

El multimillonario Donald Trump ha logrado ampliar su liderazgo en las encuestas republicanas y ya saca 20 puntos de ventaja a su inmediato contrincante, el senador de Texas, Ted Cruz, según una encuesta difundida hoy.

Trump, con un 36 por ciento de votos, es el favorito para hacerse con la nominación republicana para las elecciones presidenciales de noviembre de 2016, seguido por el hispano Cruz, con un 16 por ciento de apoyos, según los resultados de una encuesta de CNN/ORC.

El neurocirujano afroamericano Ben Carson se sitúa en tercer puesto con el 14 por ciento de intención de voto. Carson, que ha bajado 8 puntos desde octubre, había llegado a estar empatado con Trump en las encuestas.

El senador hispano Marco Rubio, de origen cubano al igual que Cruz, se sitúa en cuarta posición con un 12 por ciento de apoyos. El resto de candidatos no logra superar el listón del 5 por ciento de apoyos en las encuestas.

El ex gobernador de Florida Jeb Bush, que cuando lanzó su candidatura partía como favorito en las encuestas, solo tiene un 3 por ciento de apoyos.

Confianza a Trump

Trump es el candidato en el que más confían los votantes republicanos a la hora de lidiar con la economía, la inmigración ilegal, el Estado Islámico y la política exterior. También consideran que el multimillonario es el candidado más capacitado para resolver los problemas del país y para llevar a cabo las responsabilidades de conlleva ser comandante en jefe de las fuerzas armadas.

La mayoría de los votantes republicanos (53 por ciento) cree que Trump es el precandidato con más posibilidades de ganar la nominación republicana para las elecciones presidenciales de 2016, seguido de Rubio (15 por ciento), Cruz (11 por ciento) y Carson (10 por ciento).

Los encuestadores también preguntaron a los votantes republicanos sobre inmigración. El 53 por ciento de ellos considera que el gobierno debería intentar deportar a los 11 millones de inmigrantes indocumentados que se calcula viven en Estados Unidos, aunque el 73 por ciento piensa que será imposible de conseguir.

El 47 por ciento de los votantes republicanos piensa que la deportación masiva de indocumentados sería perjudicial para la economía, mientras que el 29 por ciento piensa que sería beneficioso.

Promesas de deportación

Trump ha prometido que si es elegido presidente de Estados Unidos en noviembre de 2016 deportará a los 11 millones de inmigrantes que viven actualmente en el país. Según Trump, su plan es factible y se llevaría a cabo entre 18 meses y dos años.

El "think tank" o laboratorio de ideas Center for American Progress calcula que deportar a los 11,5 millones de inmigrantes indocumentados, tal como ha propuesto Trump, costaría 114.000 millones de dólares a los contribuyentes estadounidenses, unos 10.070 dólares por indocumentado.

Esta cifra incluye el costo de encontrar a cada uno de los indocumentados, el costo de su detención mientras espera su deportación, los costos del juicio ante la corte de inmigración y su transporte al extranjero.

Según la organización conservadora American Action Forum (AAF), se tardaría 20 años en llevar a cabo este programa de deportación masiva.

Para realizar esta encuesta CNN/ORC entrevistaron del 27 de noviembre al 1 de dicembre a 445 votantes republicanos o independientes con tendencia a votar al Partido Republicano. La encuesta tiene un margen de error de 4,5 puntos porcentuales.


Descarga la aplicación

en google play en google play