Escúchenos en línea

Recuerdan las excusas para no abrir puertas a refugiados

Ciudad de México. Agencias. | 12 de Diciembre de 2015 a las 16:01

Centroamericanos que emigraron a Estados Unidos debido a las guerras civiles en sus países de origen no recibieron amparo como refugiados, al igual que hoy ocurre con la población de Siria que busca auxilio, denunciaron activistas.

"(El expresidente) Ronald Reagan fue el principal exponente de ese punto de vista, de esa visión geopolítica que negaba el reconocimiento de estatus y de calidad de refugiados", dijo a Efe el director ejecutivo de la organización El Rescate, Salvador Sanabria.

El presidente estadounidense entre 1981 y 1989 argumentó que los centroamericanos que llegaban hace tres decenios al país no lo hacían en su huida de una "persecución política, religiosa o de credo o racial", sino que eran "simplemente inmigrantes por razones económicas", explicó Sanabria.

Durante la década de 1980, las guerras civiles en El Salvador, Nicaragua y Guatemala llevaron a miles de personas a buscar refugio en EE.UU. y otros países del entorno.

El Instituto de Políticas para la Inmigración (MPI) indica que en 1980 el número de residentes en EEUU nacidos en Centroamérica era de 345.655 y 10 años más tarde era de 1,1 millones. En la actualidad, la cifra asciende a unos 3 millones.

"En el caso de los salvadoreños no nos acusaban de ser terroristas, pero sí de ser subversivos y participar en actividades de apoyo a la guerrilla", recordó Sanabria.

El activista contó que fue objeto de "hostigamiento" por el Departamento de Policía de Los Ángeles por recoger fondos para medicinas que necesitaban enfermos en refugios centroamericanos.

La guerra civil que vive Siria desde marzo de 2011 ha obligado a 4,2 millones de personas, según datos del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), a salir del país y buscar refugio en países vecinos, Europa y EE.UU.

"El tema de los refugiados sirios se ha vuelto uno de los elementos de la campaña presidencial en Estados Unidos", lamentó en declaraciones a Efe el presidente de la Mesa redonda Nacional Centroamericana, Francisco Rivera.

El líder centroamericano criticó que, en términos humanitarios, EEUU no ayude a paliar la crisis de refugiados que le concierne por participar de manera directa en la guerra.

"En Estados Unidos habría una actitud como de temor y un estigma hacia ellos (los sirios), hacia las personas musulmanas, debido a la experiencia de (los atentados terroristas del) 11 de septiembre de 2001", explicó Rivera.

En septiembre pasado, el presidente Barack Obama sugirió aumentar a lo largo del próximo a 10.000 la cifra de 1.500 refugiados sirios que actualmente residen en el país.

Sin embargo, el 19 de noviembre pasado la Cámara de Representantes, de mayoría republicana, aprobó un proyecto de ley para endurecer los requisitos de entrada de refugiados sirios al país.

Rivera lamentó que se estigmatice a los refugiados sirios, y a los musulmanes en general, por los atentados recientes cometidos por personas afines al Estado Islámico (EI), como los de París, en los que murieron 130 personas, y San Bernardino (California), donde fallecieron 14.

Por ello, el representante de los centroamericanos mostró su deseo de que la propuesta de amparo de Obama a refugiados de Siria continué en debate y que al final prevalezca el gesto humanitario del presidente.

Por su parte, la cónsul general de El Salvador en Los Ángeles, María López, destacó a Efe que "el refugio es un derecho de cada ser humano".

"Los países que puedan deben de dar una mano a estos seres humanos que, igual que nosotros, los salvadoreños y centroamericanos, enfrentamos los mismos prejuicios por la crueldad de la guerra", instó López.

"Desde el momento en que una persona se siente en una situación de vulnerabilidad, de mayor riesgo en su país, tiene derecho a que se le otorgue refugio en otro", opinó.


Descarga la aplicación

en google play en google play