Escúchenos en línea

Funcionario advierte sobre discriminación creada por debate migratorio

Agencia EFE. Desde Denver, Colorado. | 15 de Octubre de 2007 a las 00:00
El nuevo director de la División de Derechos Civiles de Colorado, Steven Chávez, advirtió que el actual debate migratorio afecta a la población en general debido a que genera discriminación incluso contra quienes no son inmigrantes. En sus primeras declaraciones públicas luego de asumir su puesto a principios de este mes, Chávez indicó ayer que se siente preocupado porque "el debate sobre la inmigración ilegal ha causado mucha división en el estado y en todo el país". "Estoy preocupado por el tenor del debate inmigratorio y por cómo afecta a la comunidad en cuando a temas de discriminación", expresó. "Creo que deberíamos tener un debate más razonable. Me parece que hay temas relacionados con el sentimiento antiinmigrante que deberían ser tratados", agregó. El pasado 1 de octubre, el gobernador Bill Ritter nombró a Chávez a cargo de la División de Derechos Civiles de Colorado, la agencia estatal que investiga denuncias de discriminación y se asegura que se cumplan las leyes estatales y federales anti discriminación. La agencia cuenta con 31 empleados y un presupuesto anual de 2,2 millones de dólares. Chávez, de 58 años, dijo que su experiencia previa como ayudante en jefe del Fiscal General de Colorado y, desde 2001, como director de personal del Departamento de Transporte de este estado (a cargo de 3.300 empleados), lo llevó a comprender que "todas las personas deben ser tratadas con justicia y respeto". De hecho, dijo, su infancia en el barrio latino en el oeste de Denver le enseñó "lo que es vivir en un vecindario duro" y su posterior desempeño como funcionario público le permitió ver que "hay muchos temas que se pueden resolver sin llegar a un costoso litigio". El director aseveró que el primer paso para "hacer cumplir estrictamente las leyes anti discriminatorias vigentes en Colorado" es informar a la comunidad sobre la existencia y el alcance de esas leyes. Por eso, Chávez mantendrá una serie de reuniones con dirigentes comunitarios, incluidos líderes religiosos y representantes de los consulados latinoamericanos en Denver, "para estar a la vez mejor informado sobre el impacto que el debate inmigratorio está teniendo en la gente de nuestro estado". Como parte de su gestión, el funcionario dijo que procurará abrir dos subsedes de su agencia, una en el sur de Colorado y otra en el oeste, aunque por el momento no sabe si el presupuesto se lo permitirá. A la vez, aseguró que buscará una mayor cooperación con agencias federales, como la Comisión de Oportunidades Equitativas de Empleo (EEOC) y el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de Estados Unuidos, para evitar duplicación de esfuerzos en aquellos casos en que las jurisdicciones se superponen.

Descarga la aplicación

en google play en google play