Escúchenos en línea

Comisión analizará uso de empresas privadas para manejar centros de detención

Houston, Texas. Agencias. | 12 de Septiembre de 2016 a las 17:05

Durante los próximos dos meses, el jefe de la policía de Austin, Arturo Acevedo, integrará una comisión nacional que podría cambiar el destino de miles de inmigrantes indocumentados detenidos en los Estados Unidos.

Como miembro del Homeland Security Advisory Council (concejo asesor de seguridad nacional), Acevedo y la exalcaldesa de Houston, Annise Dannette Parker, serán los únicos dos texanos del grupo.

A los integrantes del grupo se les ha pedido que revisen el uso de empresas privadas para manejar varios de los centros de detención que retienen a inmigrantes. El análisis debe terminarse a más tardar el 30 de noviembre.

Los que están a favor de la medida creen que las prisiones privadas proveen servicios de alta calidad a bajo costo en ambientes que son seguros y dan un trato humanitario para los detenidos, muchos de los cuales son mujeres y niños.

Por su parte, quienes están en contra, como algunos grupos pro inmigrantes de Austin, aseguran que estas instalaciones son prisiones en las que ocurren violaciones a los derechos humanos de los inmigrantes y que no ofrecen las condiciones necesarias para albergarlos.

Acevedo habló con ¡Ahora Sí! sobre el papel que jugará en la comisión y cuáles son sus expectativas del proceso de análisis.

-¿Qué significa para usted ser miembro de esta comisión?

-Es importante. Es un grupo de líderes de todo el país: autoridades electas, autoridades de mantenimiento del orden y miembros de la comunidad que nos reunimos unas pocas veces al año y analizamos asuntos que son importantes para la nación, para el secretario (de Seguridad Nacional) y para el presidente.

-¿Qué papel tendrá usted como integrante de la comisión?

-Un subgrupo de la comisión va a estudiar la pregunta que el secretario ha hecho, que es si usar prisiones privadas, prisiones que están interesadas en (hacer) negocio en vez de la justicia, es lo mejor para nuestro país, para los inmigrantes y para toda nuestra comunidad. Lo que yo tengo que hacer es esperar a que nos den todo el reporte, todo lo que han encontrado mis compañeros. Entonces vamos a darle una recomendación al secretario de la seguridad del país.

-¿Cuál es su opinión sobre el sistema de prisiones actual y sobre los centros de detención de inmigrantes?

-Yo no he estudiado mucho ese asunto. Sé que en los periódicos y en las noticias que he visto, me parece que hay problemas con estos centros de detenciones y por eso estoy contento de que el secretario nos dio una orden de estudiar este programa y reportar qué es lo que está pasando, qué estamos haciendo, qué es lo que está correcto, qué es lo que no es correcto y qué recomendaciones le podemos dar al secretario de seguridad en el país y al presidente. Es algo que es muy importante y estoy muy a gusto que voy a ser parte del proceso y orgulloso de que tengan confianza en mí, para darme esta responsabilidad, que es una gran responsabilidad.

-¿Por qué es importante revisar el uso de prisiones para inmigrantes?

-(Revisar) la manera en que tratamos a las mujeres, a los niños, también a cualquier persona que estemos deteniendo, yo creo que es importante para un país que quiere ser justo. Que tomemos el tiempo para asegurar que todo lo que esté ocurriendo sea correcto y que no haya nada malo que esté pasando en estos centros de detención.

-¿Existe una justificante, de cualquier tipo, para mantener a personas detenidas en prisiones con fines de lucro?

-Yo sé que vivimos en un país en el que tenemos que seguir la ley y, para mí, si una persona está pasando (por alto) la ley tiene algunas veces que pagar la cuenta. Pero, tenemos que asegurar que nosotros seamos un país que sea un ejemplo para el mundo. Un país que respete los derechos humanos. Vamos a asegurarnos de que estemos respetando todos los derechos humanos, los derechos de las personas que estén detenidas. Porque nosotros, cuando viajamos por el mundo, siempre pedimos y suplicamos que nuestros ciudadanos que estén detenidos en otros países, por cualquier cosa que hagan, que sean tratados con respeto, y con respeto a los derechos humanos. Y por eso, si vamos a ser un país justo, tenemos que asegurar que nosotros seamos el ejemplo para el mundo entero.

-¿Cuál sería la mejor contribución del proceso de análisis?

-No estamos aquí para ser negociantes, no estamos aquí para ser activistas. Estamos aquí para usar el cerebro y analizar algo sin ninguna predisposición de lo que vamos a encontrar. Y lo que encontremos: lo bueno, lo feo, lo malo, vamos a reportarlo, porque ese es nuestro deber.


Descarga la aplicación

en google play en google play