Escúchenos en línea

Buscan a migrantes y les ofrecen trabajo en Centroamérica

Washington. Agencia EFE. | 28 de Septiembre de 2016 a las 16:47

Julio Cardoza, director de Casa Nicaragua, busca en Estados Unidos a migrantes nicaragüenses y de otros países centroamericanos que deseen trabajar en el “orgullo nacional” que será el canal interoceánico de su país natal.

“El canal de Nicaragua será construido por inversionistas de China y en el país no existe todo el personal calificado para desarrollar esos trabajos”, dijo a Efe Cardoza.

En Estados Unidos “hay muchísimos nicaragüenses con capacitaciones técnicas y profesionales que, hemos escuchado, quieren ir a trabajar en esa obra que es de orgullo nacional”, aseguró.

El activista quiere que nicaragüenses o de otros países centroamericanos sean prioridad en la plantilla de trabajadores que construyan esta infraestructura.

El Gran Canal Interoceánico de Nicaragua consiste en una vía húmeda de 276 kilómetros de longitud y de 230 a 280 metros de ancho, e incluye dos puertos, un aeropuerto, dos lagos artificiales, dos esclusas, un área de libre comercio y complejos turísticos, entre otros.

El canal entraría en operación, según los cálculos de la compañía china HKND Grou, cinco años después del inicio de las obras más importantes, es decir la excavación del canal y la construcción de la esclusa oeste, previstas para comenzar a finales de este año.

El costo del proyecto está calculado en unos 50.000 millones de dólares, y dará empleo a 50.000 personas, de acuerdo con HKND Group.

Esta nueva ruta marítima, que Nicaragua espera que la construcción duplique su Producto Interno Bruto (PIB), unirá los océanos Pacífico y Atlántico para que circulen “Súper barcos”, cuyo tamaño exceden las dimensiones del canal de Panamá.

El activista nicaragüense desde hace dos décadas dirige una Escuela Técnica Vocacional en Cudahy, California, en donde certifica trabajadores “sobre nueva tecnología como instalación de paneles solares y carros híbridos”.

“El primer puerto para descargar la maquinaria pesada para ‘abrir la zanja’ comenzará este año, construirán carreteras, nuevo aeropuerto internacional, viviendas para campesinos, entre otros”, afirmó Cardoza.

“Necesitan ingenieros civiles, eléctricos, mecánicos, técnicos en construcción, reparadores de maquinaria y vehículos, es decir todo tipo de trabajador certificado y queremos oportunidades para los nicaragüenses en EE.UU.”, reclamó.

Cardoza está en comunicación con Telémaco Talavera, vocero del proyecto Gran Canal Interoceánico, a quien acompañó recientemente en una visita al senado de California y potenciales inversionistas estadounidenses.

“Cuando empresas ganen licitaciones en el Gran Canal pondremos a su disposición la base de datos de trabajadores certificados en EE.UU.” que quieren participar en el proyecto, dijo Cardoza sobre su iniciativa para conectar obreros y contratistas.

Mario Tapia, de 46 años, emigró de Nicaragua a EE.UU. en 2002 y labora como gerente de instalaciones de la empresa de aire acondicionado Universal de Miami, en Florida.

“Para mí sería un orgullo ser parte de los trabajadores que contribuirán en la construcción del canal de Nicaragua”, dijo a Efe Tapia, técnico en aire acondicionado.

El trabajador prevé que después de la edificación de la infraestructura de la vía acuática “habrá trabajo en mantenimiento”.

“Y pienso que junto a socios podría crear mi empresa de mantenimiento e instalación de aire acondicionado y quedarme a trabajar en Nicaragua”, adelantó Tapia, que ya es parte de la base de datos de la organización no lucrativa de Cardoza.

El número de inmigrantes originarios de Nicaragua en EE.UU. asciende a unos 350.000, de los cuales, “la mayoría, tienen ciudadanía o residencia permanente”, aclaró Cardoza, quien recordó que cuando sus connacionales tienen empleo “para realizar el sueño nicaragüense” no emigran a EE.UU.

“Para los que tienen residencia permanente y los que no tienen documentos, si quieren ir a trabajar al canal y después regresar a EE.UU, lo mejor es consultar cada caso con un abogado”, aconsejó el activista.


Descarga la aplicación

en google play en google play