Escúchenos en línea

Buscan a grupo de inmigrantes brasileños desaparecidos tras viajar a Bahamas

Miami, Florida. Agencias | 27 de Diciembre de 2016 a las 17:16

La última vez que Renato Soares de Araújo se comunicó con su familia fue el 6 de noviembre. Este brasileño de 32 años acababa de llegar a Bahamas, a donde había viajado con la promesa de un coyote de llevarlo a EEUU para reencontrarse con su mujer y su hijo de 5 años. Pero desde entonces ni su esposa en Connecticut ni el resto de su familia en Brasil han vuelto a saber de él.

Lo mismo sucede con más de una decena de sus compatriotas. Aunque las autoridades no han confirmado el número ni la identidad de los desaparecidos, según los medios locales son 19 los brasileños que viajaron a Bahamas con la intención de migrar de manera ilegal a Miami (Florida) y de de los que no se tienen noticias desde el pasado 6 de noviembre.

El gobierno brasileño confirmó haber recibido la denuncia de la desaparición el 15 de noviembre. Desde entonces están investigando qué pasó con la "supuesta travesía" a la que pretendían embarcarse. "El ministerio de Relaciones Exteriores informó inmediatamente a la Policía Federal, las autoridades migratorias y policiales y las guardias costeras de Bahamas y EEUU y están trabajando en conjunto con esas instituciones", informó el palacio de Itamaraty, sede de la cancillería brasileña, en un comunicado.

La Guardia Costera de EEUU le confirmó a Univision Noticias que el consulado brasileño y la embajada de EEUU en Brasil se contactaron con esa oficina para solicitar información sobre el grupo, pero aseguran no haber atenido ningún caso relacionado.

"Él solo fue detrás de un sueño"

Según la prensa local, las autoridades trabajan con dos escenarios: que los brasileños están retenidos por los coyotes en Bahamas sin posibilidad de comunicarse con los suyos o que el barco en el que viajaban se averió y quedó a la deriva en el Atlántico.

Frente a la falta de respuestas, lo que llena de esperanza a los familiares de los desaparecidos es que no se haya encontrado ninguna señal que haga temer un posible naufragio.

La madre de Renato Soares de Araújo, Lindaura Alves de Araújo , cree que su hijo está preso o escondido en Bahamas. "Si supiera que está preso sería mi mayor alegría porque sé que un día lo soltarían y volvería a casa. Tengo fe que va a entrar por esa puerta de nuevo y la familia vamos a estar aquí todos esperándolo", afirmó en declaraciones al portal G1.

Esta era la tercera vez que su hijo, que había trabajado entre 2004 y 2008 en la construcción en Estados Unidos, intentaba ingresar al país. El segundo intento fue en mayo de este año cuando trató de entrar por tierra a través de la frontera entre México y EEUU junto con su mujer y su hijo y fueron detenidos.

Pero mientras su esposa Valdênia Barbosa y su hijo Gustavo fueron puestos en libertad y pudieron viajar a Connecticut donde viven ahora, Soares de Araújo pasó varias semanas en un centro de detención antes de ser deportado.

Solo pasaron unos meses para que lo volviera intentar, esta vez a través de Bahamas. "Él solo fue detrás de un sueño", le contó su hermana, Joelma Araújo al sitio UOL Brasil. Soares de Araújo tenía claro que quería buscar el sueño americano y por eso había vendido la casa donde vivía y había pagado a un coyote para que le ayudara a cruzar los escasos 150 kilómetros (93 millas) que separan Freeport, en Bahamas, de las costas de Florida.

Nueva ruta de migrantes brasileños

La ruta que escogieron Soares de Araújo y el resto de sus compatriotas desaparecidos no es nueva, tal y como le confirmaron la Guardia Costera de EEUU y el ministerio de Exteriores a Univision Noticias.

Según datos de Itamaraty, hay información de brasileños detenidos en Bahamas por estar en el país con visa expirada y por tentativa de migrar de manera ilegal a EEUU desde 2011.

La gran mayoría de las detenciones se produjo por tener las visas expiradas o por tentativa de ingresar a EEUU.

Además, la cancillería brasileña tiene registro de al menos 14 inmigrantes de ese país que llegaron en los últimos meses a Florida tras cruzar ilegalmente desde Bahamas y que están arrestados en un centro de detención en Pompano Beach.

Sin embargo, como EEUU solo informa de las detenciones cuando tiene permiso de los arrestados, se cree que el número podría ser "mucho mayor", según la directora do departamento Consular y de Brasileños en el Exterior Luiza Lopes da Silva.

Silva explicó que muchos brasileños que no pueden conseguir visas para viajar a EEUU prefieren intentar entrar a través de Bahamas porque la entrada por México es más peligrosa.


Descarga la aplicación

en google play en google play