Escúchenos en línea

Gobernador de Oregon mantiene su respaldo a licencia para indocumentados

LaVoz.com. Desde Salem, Oregon. | 15 de Noviembre de 2007 a las 00:00
El gobernador de Oregon, Ted Kulongoski, todavía apoya otorgar licencia de manejo a los inmigrantes ilegales, aún cuando su homólogo de Nueva York, Eliot Spitzer, haya desistido de una medida similar. La portavoz Patty Wentz dijo que Kulongoski cree que la vida sería más segura para todos si los inmigrantes indocumentados tuvieran que pasar por el proceso de obtención de licencias. Pero la idea enfrenta oposición de demócratas y republicanos en la Legislatura estatal. El presidente del Comité de Transporte del Senado, el demócrata Rick Metsger, dijo que el consenso entre los legisladores es que el público se opone fuertemente a la medida; y él señaló que duda que tal plan funcionaría. "Se puede contar con los dedos de una mano el número de quienes la favorecen en esta Legislatura, cuando mucho", comentó Metsger sobre la propuesta de Kulongoski de extender los privilegios de conducir a miles de trabajadores indocumentados que residen en Oregon. Al retirar su propuesta el miércoles temprano, Spitzer citó un muro similar de oposición entre los legisladores de Nueva York, así como una protesta en contra por parte del público. Muchos legisladores quieren que Oregon deje de dar privilegios de manejo a inmigrantes indocumentados cuando adopte los nuevos requerimientos federales sobre licencias de conducir, los cuales exigen prueba de ciudadanía o de residencia legal antes de que alguien pueda obtener una licencia de manejo. El estado es uno de siete que no requiere tal prueba para ese fin. Una propuesta alternativa de Kulongoski adoptaría el estándar de "presencia legal" para obtención de licencias de manejo, pero crearía un segundo rango de tarjeta "sólo para conducir" para quienes no puedan probar su ciudadanía o residencia legal. La tarjeta no serviría como identificación para propósitos estatales o federales, como abordar un avión. Kulongoski, junto con intercesores de los derechos de los inmigrantes, y algunos funcionarios de la industria agrícola, afirman que la política actual ha funcionado bien al estado porque alienta a los trabajadores ilegales, que de todas formas están manejando, a someterse a capacitación de manejo y a la aprobación de un examen que muestre que conocen el reglamento vial. "Es más frecuente que los conductores sin licencia estén involucrados en accidentes, porque no han aprobado un examen que muestre que conocen las reglas de los caminos", dijo Aeryca Steinbauer, coordinador del grupo CAUSA, defensor de los derechos de los inmigrantes. Operación Sonrisa regresa a Nicaragua. Médicos operan a niños con malformación en labios y boca Con la participación de los actores Roselyn Sánchez y Eric Winter, una brigada de médicos voluntarios realiza un programa de rehabilitación entre 120 pequeños nicaragüenses con malformaciones en el rostro. Los especialistas de la fundación Operación Sonrisa ofrecen revisiones médicas a niños de escasos recursos que nacieron con labio y paladar hendido, como parte de un proyecto que planea rehabilitar a más de cinco mil infantes en 25 países alrededor del orbe. La misión tiene lugar en el hospital La Mascota de Managua, donde unos 500 voluntarios y un equipo de 40 médicos, dentistas y patólogos han evaluado a unos 250 niños necesitados, como parte de la Jornada Mundial de Sonrisas, iniciada el pasado 8 de noviembre. Nombrados embajadores internacionales de la sonrisa, Sánchez y Winter se han dedicado a charlas con los niños y sus familias para hacerles su estancia en el nosocomio más placentera. "Fue increíble ver cómo miraban al equipo de trabajo con total esperanza y confianza de que les estábamos brindando un mejor futuro", comentó la actriz puertorriqueña Roselyn Sánchez, conocida por sus participaciones en cine y series de televisión. Operación Sonrisa nació hace 25 años gracias al cirujano plástico William P. Magee y su esposa Kathleen, quienes crearon una brigada de médicos voluntarios para ir a operar niños de escasos recursos, en Filipinas. Según cifras de la propia fundación, desde su creación ha tratado a más de 100 mil niños con deformidades faciales y capacitando a médicos de todo el mundo en el tratamiento del paladar hendido. Operación Sonrisa ha recibido múltiples galardones, entre ellos el Premio Humanitario Conrad N. Milton que ofrece un millón de dólares a las asociaciones dedicadas al alivio del sufrimiento humano. Los países asociados al patronato son Bolivia, Brasil, Camboya, China, Colombia, Ecuador, Egipto, Etiopía, Filipinas, Franja de Gaza/Cisjordania, Honduras, India, Jordania, Kenia, México, Marruecos, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Rusia, Sudáfrica, Tailandia, Venezuela y Vietnam.

Descarga la aplicación

en google play en google play