Escúchenos en línea

Miles de emigrantes salvadoreños retornan por Navidad

Agencia AFP. Desde San Salvador. | 19 de Diciembre de 2007 a las 00:00
Miles de salvadoreños residentes en el extranjero, pilares de la economía de El Salvador gracias a sus remesas, han comenzado a llegar al país después de años de ausencia, cargados de regalos para sus familias con quienes pasarán las fiestas de Navidad y Año Nuevo. Desde inicios de noviembre pasado, son miles los salvadoreños que a diario han ingresado al país por aire y tierra, pero el Aeropuerto Internacional El Salvador es el principal punto de reencuentro de las familias. "Se ha tenido que ampliar los horarios de atención y el personal de Migración en el Aeropuerto para poder atender a todos los salvadoreños que están llegando para pasar la Navidad con sus familias, es un movimiento enorme el que se tiene en ésta época", aseguró el director general de Migración, Rafael Alvarez. Datos de la Dirección General de Migración indican que entre noviembre y el 16 de diciembre han ingresado al país al menos 75.000 salvadoreños residentes en el extranjero. La mayoría de salvadoreños que llegan al país en esta época proceden de Estados Unidos, donde viven unos 2,5 millones de ellos, pero también llegan de países europeos, como Italia y Suecia, y de Canadá. Daisy Andrade, de 34 años, dejó El Salvador para establecerse con sus padres en Ontario, Canadá, en 1996, y desde ese año no había podido regresar a El Salvador por cuestiones de trabajo y estudio, pero el lunes llegó al país junto a su padre Andrés, para pasar las fiestas navideñas con su abuela y tíos. "Desde que ví mi país desde el avión se me salieron las lágrimas de emoción, ya es más de una década de no ver a mi gente, me hacen falta, pero si no es así (fuera del país) es más difícil salir adelante", aseguró Daisy a la AFP, tras asegurar que en Canadá aprendió perfectamente el francés y el inglés, lo que le ha hecho posible efectuar estudios universitarios en arquitectura. Los salvadoreños que ingresan por el aeropuerto, llegan cargados de cajas o grandes maletas con regalos para sus familias que van desde lavadoras, televisores, computadoras y equipos de sonido, hasta artículos livianos como ropa, zapatos, perfumes y joyas. Pero hay otros más osados que conducen camiones, buses o automóviles desde Estados Unidos y llegan vía terrestre al país; cargados de regalos ya no sólo para sus familias sino también para los amigos cercanos de los que años antes se alejaron para emigrar en busca de una mejor vida. "El viaje se aprovecha, yo por ejemplo al bus que traigo desde Virginia le he metido de todo, viene un carrito compacto para mi esposa, una cocina y una nevera nuevas, fardos de ropa nueva para mi familia y los vecinos y otras cositas para vender y sacar el dinero para el boleto de avión para volver a Estados Unidos", narró Armando Villatoro. Este hombre que posee una pequeña cafetería en la localidad estadounidense de Arlington, llegó la semana pasada -después de trece años de ausencia- a su natal ciudad de El Sauce, unos 190 km al noreste de San Salvador, donde su numerosa familia lo recibió con una fiesta. En virtud de este masivo flujo, la policía ha incrementado la labor de vigilancia en las carreteras, en prevención de asaltos a los miles de salvadoreños visitantes. Cifras del Banco Central de Reserva (BCR) indican que un total de 3.344,1 millones de dólares recibió El Salvador de enero a noviembre pasados en concepto de remesas familiares enviadas por los salvadoreños en el exterior. Unos 2,8 millones de salvadoreños residen en el extranjero, de los cuales 2,5 millones se encuentran en Estados Unidos.

Descarga la aplicación

en google play en google play