Escúchenos en línea

Latinos decepcionados por nueva posición del candidato Huckabee

La Voz.com. Desde Arkansas. | 27 de Diciembre de 2007 a las 00:00
Los activistas latinos que consideraban al ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee como una voz moderada sobre la inmigración indocumentada, ahora se declaran desconcertados por la posición crítica y radical que ha adoptado como aspirante presidencial republicano. Cuando era gobernador, Huckabee se ganó el favor de líderes latinos por denunciar una abierta operación federal contra los indocumentados e insinuar que algunas de las medidas sobre la inmigración ilegal tenían motivos racistas. También defendió la posibilidad de que los hijos de indocumentados recibieran becas en la enseñanza media. Los adversarios de Huckabee en la contienda por la candidatura presidencial del Partido Republicano han tratado de centrar sus ataques en el plan de las becas para señalar que el ex gobernador tiene una actitud blanda hacia la inmigración ilegal, tema que es importante para numerosos electores republicanos. Huckabee respondió este mes con la presentación de un proyecto para sellar la frontera con México, contratar más agentes que la patrullen y regresar a los indocumentados a su país para que luego tramiten su regreso a Estados Unidos. También ha buscado que sus aspiraciones políticas sean apoyadas por el fundador del Proyecto Minuteman, un grupo contrario a la inmigración ilegal que vigila con voluntarios la frontera con México. Aunque todavía defiende la disposición sobre las becas, la nueva actitud de Huckabee molesta a líderes latinos como Carlos Cervantes, el director en Arkansas de la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos o LULAC en inglés. "Intenta tener sobre la inmigración una posición más dura de la que hasta ahora le conocíamos", dijo Cervantes. "Eso ya es preocupante. Estaba dispuesto a trabajar con las comunidades. Ahora no veo que desee trabajar con nosotros". Huckabee, quien dejó el cargo en enero del 2007 luego de 10 años de gobernador, dijo el mes pasado en un debate. "Con todo el debido respeto, somos un país mejor que el que castigue a los niños por lo que hicieron sus padres. Somos un mejor país que eso". Esa fue la retórica que los activistas latinos encomiaron cuando Huckabee era gobernador. En el mismo 2005 cuando Huckabee apoyó las becas, criticó al gobierno federal por una redada en una planta avícola de Arkadelphia. Los latinos también se sintieron alentados por el apoyo que dio el entonces gobernador Huckabee para que México abriera un consulado en Little Rock. El ex presidente de la LULAC Héctor Flores dijo que admiró el liderazgo de Huckabee sobre la inmigración y elogió a Arkansas como un ejemplo de una nueva frontera para los latinos cuando el grupo realizó su convención del 2005 en Little Rock. "Creí que (Huckabee) hacía lo mejor para trazar el curso de Arkansas en una manera más moderada, abierto a nuevas ideas", expresó Flores al considerar como un vuelco su posición sobre la inmigración ilegal. "Creo que está recibiendo malos consejos", estimó Flores. Los latinos que siguen simpatizando con Huckabee dicen que no hay cambio de posición y que, a pesar de su tono moderado, nunca planteó una amnistía para los indocumentados. "Creo que nunca dijo que necesitábamos darle a alguien una entrada gratuita", dijo Ephrain Valdez, quien fue designado por Huckabee en la Comisión de Ecología y Control de la Contaminación en Arkansas. "En el ámbito social es un moderado, pero también es práctico. En términos pragmáticos debe ponerse el énfasis ahí".

Descarga la aplicación

en google play en google play