Escúchenos en línea

Arrancan las obras para convertir el pabellón militar de Motril en un centro de inmigrantes

Motril. Agencias. | 3 de Mayo de 2018 a las 18:04

En el antiguo pabellón militar del EVA-9 de la Rambla de Los Álamos de Motril ya hay movimiento. El Gobierno ha comenzado las obras para transformar este edificio –que estaba en desuso– en un centro para la acogida temporal de inmigrantes. El Ministerio de Defensa cedió el edificio al de Interior que ha comenzado los trabajos estos días.

Las obras se centran ahora en el interior del pabellón militar que se convertirá en este alojamiento para inmigrantes. Las obras estarán listas en cuatro meses y las nuevas instalaciones tendrán capacidad para acoger a 500 personas.

El Gobierno invertirá unos tres millones de euros en acondicionar este antiguo pabellón del EVA-9 en un centro temporal de acogida de inmigrantes como el que existe actualmente en el puerto de Motril. La idea es poder utilizar las nuevas instalaciones cuando el CATE del puerto se quede pequeño, ante las avalanchas que están llegando últimamente a las costas andaluzas y también a la Costa granadina. Aún no han determinado si el uso de este centro conllevará el cierre del edificio del puerto o convivirán los dos.

Este inmueble mejorará las condiciones de confortabilidad y tendrá hasta cocina para poder acoger a estas personas en buenas condiciones. Además el pabellón también tiene las medidas de seguridad que se requieren para los inmigrantes que se encuentran retenidos cuando llegan de manera irregular.

La estancia en el nuevo centro de inmigrantes, situado en Motril ciudad, será de un máximo de 72 horas. Transcurridas éstas, los inmigrantes tienen que ser puestos a disposición oficial.

Fuentes del Gobierno insisten siempre en que, en ningún caso, se trata de un CIE, que es un centro de internamiento.

En su momento, cuando el Gobierno planteó la posibilidad de transformar el pabellón del Ejército del Aire de Motril en un centro de inmigrantes, se pusieron en alerta las asociaciones pro-derechos humanos que son contrarias a los centros de internamiento.

La plataforma granadina 'CIES-no' se manifestó a las puertas del pabellón para mostrar su frontal rechazo a esta tipo de centros que «son como cárceles». Hasta el propio Ayuntamiento motrileño aclaró que ellos no estaban de acuerdo con un CIE pero sí con otro tipo de centro que fuese necesario para acoger a los inmigrantes. El Gobierno señaló entonces que con este nuevo centro se evitaría tener que tomar decisiones sobre la marcha ante avalanchas de inmigrantes como las que se esperan con el buen tiempo.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play