Escúchenos en línea

«Muro virtual» no frenará cruce de indocumentados

Tucson. Agencia EFE. | 27 de Febrero de 2008 a las 00:00
La construcción de un "muro virtual" será un gasto "inútil" que no frenará el flujo migratorio, ni tampoco terminará con las muertes de indocumentados en el desierto de Arizona, aseguran organizaciones de defensa de los inmigrantes. Kat Rodríguez, de la Coalición de los Derechos Humanos de Arizona, aseguró este miércoles a Efe que los únicos beneficiados con esta medida serán compañías privadas como Boeing, que recibió un contrato de 15 millones de dólares para este proyecto. "Mientras la gente tenga necesidad de trabajar, sus familias tengan hambre, continuarán cruzando la frontera haya o no un muro virtual", aseguró la activista, quien frecuentemente viaja a la frontera para entrevistar a inmigrantes en los refugios del lado mexicano. "Mucha gente nos ha dicho que no dejarán de cruzar, a pesar de que se amplíe el muro o haya más vigilancia", dijo Rodríguez. En su opinión, el "muro virtual" tampoco terminará con los cientos de fallecimientos de inmigrantes indocumentados que cada año se registran en el desierto de Arizona, conocido como "el corredor de la muerte". De acuerdo con la Patrulla Fronteriza, al término del año fiscal 2006-2007 se contabilizaron 204 decesos en la frontera de Arizona. Pero estas cifras no coinciden con las de grupos como la Coalición de los Derechos Humanos de Arizona que registraron 237 fallecimientos durante el mismo periodo. Las estadísticas de la coalición se basan en información proporcionada por las oficinas del forense en los condados fronterizos de Cochise, Pima y Yuma. La semana pasada, voluntarios del grupo "No más Muertes" encontraron el cuerpo de una menor de 14 años, originaria de El Salvador, que había sido reportada como desaparecida desde el pasado mes de enero. "Su hermano de 10 años, fue quien reconoció los tenis de color verde que traía su hermana", informó Rodríguez. Según la activista, casos como éste seguirán repitiéndose en la frontera de Arizona a pesar de los millones de dólares que gaste el Gobierno federal en seguridad fronteriza. "Nuestro gobierno no entiende que la solución debe de ser un programa de legalización que permita el cruce legal de trabajadores por la frontera", enfatizó. El "muro virtual", que fue aprobado por el Gobierno federal el pasado viernes, incluye torres de observación, radares, sensores de movimiento y potentes cámaras en un tramo de 45 kilómetros a lo largo de la frontera entre Arizona y México. La primera fase conocida como "Proyecto 28" tuvo que ser suspendida temporalmente el año pasado, después de una serie de problemas técnicos, que de acuerdo con el Gobierno federal ya han sido solucionados. "Superados ya los problemas del plan conocido como Proyecto 28, hemos aceptado el despliegue completo de la tecnología del proyecto P-28", dijo Michael Chertoff, secretario del Departamento de Seguridad Nacional, en un comunicado de prensa. "Personalmente hemos presenciado el valor de este sistema, y hemos hablado directamente con los agentes de la Patrulla Fronteriza que participan en el manejo del mismo y hemos visto que ofrece resultados reales en términos de identificar y permitir el arresto de personas que cruzan la frontera de manera ilegal", agregó. El "muro virtual" es solo uno de varios sistemas utilizados por el gobierno para intentar frenar el flujo migratorio a través del desierto de Arizona. Desde el año pasado en sectores de la frontera se ha ampliado el muro, se han incrementado las barreras para evitar el cruce de autos y ha aumentado la presencia de agentes fronterizos. El mes pasado, por primera vez dentro del sector Tucson de la Patrulla Fronteriza entró en vigor el operativo "Streamline", que permite presentar cargos contra una persona por haber cruzado la frontera de manera ilegal, con una posible sentencia de hasta 180 días de prisión.

Descarga la aplicación

en google play en google play