Escúchenos en línea

Latinos preparados no pueden acceder a la universidad

Denver, Colorado. Agencia EFE. | 28 de Marzo de 2008 a las 00:00
Cada vez son más los jóvenes latinos con la preparación académica adecuada para entrar a la universidad, pero, por falta de recursos económicos no pueden hacerlo, de acuerdo con un informe difundido este viernes. El reporte preparado por la Junta de Regentes del Sistema de Universidades de Colorado indica que "cada vez son más los alumnos de grupos minoritarios en la universidad, pero aún queda mucho por hacer". "Nuestro desafío son estos estudiantes altamente calificados pero de familias de muy bajos recursos", comentó Pam Shockley, canciller de la Universidad de Colorado en Colorado Springs. Según Shockley, el centro de estudios que ella preside "ha visto incrementarse rápidamente el número de estudiantes latinos". Pero ese aumento, dijo, probablemente no se debe al éxito de los programas de promoción universitarios sino "a los cambios demográficos en el sur del estado, en donde hay cada vez más latinos y, por lo tanto, más jóvenes latinos graduándose de las escuelas secundarias locales". El canciller M. Roy Wilson, de la Universidad de Colorado en Denver, comentó que también en este centro de estudios aumentó el número de latinos y de otras minorías, que ahora llega al 22 por ciento, y subirá al 38 por ciento para el ciclo lectivo 2008-2009. Parte de ese aumento se debe a un acuerdo entre la universidad en Denver y el Departamento de Educación de EEUU para promover los estudios universitarios en las escuelas secundarias locales, no sólo por medio de programas preuniversitarios sino también por medio de clases de liderazgo y de servicios de salud. Sin embargo, "aún sigue siendo pequeño el número de estudiantes latinos y de otras minorías que llega a la universidad", comentó Wilson. "Y aquellos que están bien calificados generalmente aceptan ofertas de otras universidades", agregó. El reporte de los regentes indica que sólo el 40 por ciento de los estudiantes minoritarios de las escuelas públicas de Colorado que pueden ir a la universidad lo hacen, debido al costo de la colegiatura. Por ejemplo, según CollegeInColorado (organización gubernamental de ayuda a universitarios), durante el año lectivo 2006-2007, el costo promedio para un estudiante de tiempo completo en la Universidad de Colorado o en la Escuela de Minería era de 9 mil por año, sin incluir otros gastos como alojamiento, libros, transporte y seguro médico. En comparación, durante ese mismo período el arancel para estudiantes de tiempo completo en colegios comunitarios de nivel terciario fue de 3 mil 800 al año. Por ley, los alumnos que se gradúan de las secundarias de Colorado reciben un subsidio de hasta 2.670 dólares al año, sin importar la situación financiera de la familia del estudiante. Pero aún con esa ayuda, el costo promedio del ciclo lectivo anterior osciló entre los 1.800 y los 7.800 dólares, para colegios comunitarios o grandes universidades, respectivamente. Para muchos latinos, de acuerdo con CollegeInColorado, el costo se incrementa debido a que, una vez que llegan a la universidad, descubren que necesitan clases de nivelación o de recuperación, especialmente en matemáticas, lectura y escritura. Esas clases no se cuentan entre los cursos necesarios para obtener un título, pero cuestan como promedio 77 dólares por hora de crédito, y retrasan el inicio de los estudios universitarios del estudiante que primero debe completar las clases de nivelación. Para el regente Tom Lucero, "la universidad ya está haciendo todo lo posible", y "no tendría sentido dirigir más dólares para tratar de reclutar a más alumnos minoritarios, porque el aumento sería mínimo". Pero para el regente Steve Ludwig, existe una "obligación moral" por parte de la Universidad de Colorado hacia las escuelas secundaria de este estado, aunque las leyes vigentes imponen restricciones a la transferencia de fondos de un nivel educativo a otro, en parte para evitar que fondos públicos beneficien directa o indirectamente a estudiantes indocumentados. Y aunque todos estos problemas se resolviesen, aún quedaría por decidir cómo retener a los estudiantes latinos en la universidad una vez que llegan a ese nivel, aseveró el canciller Bud Peterson, de la Universidad de Colorado en Boulder. La meta, afirmó Peterson, es "crear un atmósfera en las universidades de modo que el porcentaje de retención de alumnos minoritarios sea el mismo que el de alumnos no minoritarios, y que el porcentaje de estudiantes de minorías sea el mismo que el porcentaje de esas minorías entre la población en general".

Descarga la aplicación

en google play en google play