Escúchenos en línea

Nashville presiona para instalar tribunal de inmigración

Nashville, Tennessee. Agencia EFE. | 2 de Abril de 2008 a las 00:00
El creciente número de arrestos y encarcelamiento de inmigrantes indocumentados en Nashville, sin un juez de inmigración que analice sus casos, sólo agravará la carga pública que supone procesarlos, afirmó este miércoles el alguacil del condado Davidson, Daron Hall. Hall y otras autoridades policiales son testigos de la explosión demográfica en ciudades sureñas como Nashville, que en los últimos años se ha convertido en el nuevo destino de miles de inmigrantes clandestinos en Estados Unidos. Pero el crecimiento poblacional, al igual que en otros sitios al interior del país, también ha aumentado las presiones para hacer frente a la inmigración ilegal, en particular los extranjeros que cometen delitos. Se calcula que alrededor de 125.000 inmigrantes indocumentados viven en Tennessee En el último año, las autoridades en Nashville han procesado y encarcelado a 2.800 extranjeros sin papeles pero no existe en esta ciudad un juez que revise sus casos. Ante esa situación, las autoridades locales mantienen una campaña de presión para que el Gobierno federal, concretamente los departamentos de Justicia y Seguridad Nacional, aprueben la instalación de un tribunal de inmigración en Nashville. "Creo que va a ocurrir. No hay razón para que no lo aprueben" dados los retos de seguridad a causa de la inmigración ilegal en el estado, dijo el alguacil del condado. "Las estrellas se están alineando, por decirlo así, y vemos que aumentan las presiones políticas...las cifras hablan por sí solas", agregó Hall, al inicio de un foro de tres días sobre inmigración organizado por la Universidad Vanderbilt. Hall explicó que, ante la ausencia de un tribunal de inmigración, los casos languidecen en un largo y costoso proceso, que incluye una audiencia para fijar fianza y en el que los indocumentados son enviados a cárceles en estados vecinos antes de siquiera ver a un juez. El diez por ciento de los arrestados en Nashville es de origen extranjero, y el siete por ciento se encuentra de forma ilegal. En el condado Davidson, la presión es tal que las autoridades y los líderes políticos exigen ahora que el Gobierno federal les ofrezca soluciones. Para ello, sostienen reuniones o viajan a los corredores del poder en Washington, con el objetivo de eliminar las trabas burocráticas y, de paso, ahorrarle dinero al fisco, señaló Hall. Según el alguacil, la ciudad de Charlotte (Carolina del Sur) consiguió un juez de inmigración "varios meses" después de poner en marchar el programa "287 g", que permite a las autoridades policiales colaborar con agentes de Inmigración y Aduanas. Nashville participa en el programa, y Hall espera que eso les ayude a reducir el retraso en el procesamiento de los casos pendientes El foro sobre inmigración se produce en momentos en que la ciudad, y el estado en general, atraviesa una gran transformación social y económica a causa de la inmigración. Entre 1990 y 2000, la población hispana en Tennessee aumentó en un 278 por ciento, de 32.741 a 123.838, y el estado se situó, durante ese periodo, en el sexto lugar de crecimiento de personas nacidas en el extranjero, con una alza del 168 por ciento. Las redadas, arrestos y deportaciones de los inmigrantes mantienen divididos a los residentes en el estado, entre grupos que exigen mano dura contra los inmigrantes indocumentados y aquellos que piden una reforma que los saque de la sombra. La inmigración ha dado un "boom" a la industria de la construcción en Memphis y otros sectores de la economía estatal pero, a la vez, la inmigración ilegal, particularmente de México y Centroamérica, ha aumentado las tensiones sociales. Las presiones por la inmigración ilegal en Nashville se reflejan, por ejemplo, en carteles que los propios vecinos colocan en sus patios en contra de los indocumentados. La semana pasada, 34 indocumentados fueron arrestados durante una redada en Memphis, lo que de inmediato suscitó la repulsa de grupos pro-inmigrantes como el Centro de Trabajadores de Memphis, donde la participación en reuniones semanales ha bajado drásticamente por el temor a las autoridades.

Descarga la aplicación

en google play en google play