Escúchenos en línea

Cómo cambia el rostro de la inmigración en EE.UU.

Washington. Agencias | 9 de Marzo de 2020 a las 10:06

En 2010, con el libro de Samuel P. Huntington en la mano, podría decirse que iba a haber un verdadero choque de civilizaciones, en Estados Unidos, por ejemplo, ese choque iba a producirse entre estadounidenses y mexicanos, más aún mexicanos indocumentados residentes en ese país. En 2020, probablemente este “choque” vaya quedando un poco – un mucho – en el pasado.

Según un reciente reporte del Centro de Estudios de Migración (CMS por sus siglas en inglés) con sede en Nueva York, la población indocumentada en general residente en la Unión Americana ha descendido de manera significativa de 2010 a 2018, liderada por el decremento de la población mexicana indocumentada.

Muchos han retornado voluntariamente

Basado en datos oficiales de la Oficina del Censo y de otras corporaciones, el CMS confirma que de 2010 a 2018 un total de 2,6 millones de mexicanos indocumentados han dejado Estados Unidos. De este gran total, 45 por ciento (1,1 millones) han retornado a México de manera voluntaria.

La caída de la población mexicana indocumentada desde 2010 (23 por ciento) ha contribuido a la caída en muchos estados de la Unión Americana del total de la población indocumentada: 1,2 millones hasta 2018 (diez por ciento menos que en 2010).

El total de arribos a Estados Unidos de población indocumentada de Honduras, El Salvador y Guatemala – independientemente de los grandes números de detenciones en la frontera en los últimos años – no ha variado desde 2014.

California, mexicanos; Nueva York, jamaicanos

El total de población indocumentada de California era de 2,3 millones de personas en 2018, una caída de 600.000 personas comparando este año con los 2,9 millones de indocumentados que vivían en ese Estado en 2010.

El número de mexicanos que residían en California cayó en 605.000 personas desde 2010 a 2018.

Por su parte, el Estado de Nueva York, insignia de la acogida a los inmigrantes de todo el mundo, también ha sufrido una caída de su población indocumentada en este lapso: 230.000 (25 por ciento) han dejado la entidad de 2010 a 2018, según destaca en informe del CMS.

En esa entidad no son los mexicanos sino los jamaicanos los que han caído en mayor porcentaje (-51 por ciento), seguidos de los de Trinidad y Tobago (-50 por ciento), Ecuador (-44 por ciento) y México (-34 por ciento).

Se van polacos, llegan venezolanos

“Los resultados mostrados refuerzan el punto de vista de que mejorar las condiciones sociales y económicas de los países que expulsan migrantes no solo reduce la presión en las fronteras, también causa un significativo decremento de la población indocumentada”, señala el informe del CMS.

Finalmente, otro de los hallazgos del estudio del CMS es que dos países han tenido –en diferentes direcciones—cambios en su población residente en Estados Unidos entre 2010 y 2018: Polonia y Venezuela.

Mientras que los polacos han ido reduciendo su presencia de manera constante en este período (de 93.000 a 39.000), los venezolanos han aumentado de 65.000 a 172.000 (la mayor parte de este aumento ocurrió a partir de 2014).


Descarga la aplicación

en google play en google play