Escúchenos en línea

Masivas marchas EU exigen reformas a la ley de inmigración

Washington. La Voz.com. | 1 de Mayo de 2008 a las 00:00
Miles de inmigrantes y activistas se congregaron este jueves en ciudades de diferentes partes de Estados Unidos para exigir una amplia reforma a la ley de inmigración, incluidas oportunidades para lograr la naturalización por parte de unos 12 millones de indocumentados que viven en el país. Pero la asistencia a los actos fue muy inferior a la registrada en las primeras demostraciones nacionales de 2006, cuando más de un millón de personas salieron a la calle, y al menos 400.000 en Chicago paralizaron el tráfico y atascaron las avenidas. Los activistas que esperan reavivar el debate sobre la reforma a la ley de inmigración dicen que este año los esfuerzos deben concentrarse menos en protestas y más en la inscripción de votantes y en la creación de una agenda destinada al próximo presidente. Sin embargo, se organizaron actos para salir a la calle desde Miami hasta Dallas y Los Ángeles, durante el 1° de mayo. "Hemos venido para informarle a Washington que todavía estamos aquí. Todavía estamos luchando", dijo Jorge Guzmán, de 34 años, mientras crecía la multitud en el Union Park de Chicago antes de comenzar una marcha hacia el centro de la ciudad. Guzmán, un inmigrante de México, con residencia legal, figuró entre un grupo de 100 manifestantes provenientes de Waukegan, un suburbio de Chicago. En ese suburbio existe tensión luego que funcionarios de la ciudad presentaron una solicitud para un programa federal que adiestrará a policías locales a fin de hacer cumplir las leyes de inmigración. En Washington D.C., grupos de defensa de los inmigrantes ilegales y organizaciones de defensa de la justicia social exigían que en el condado Prince William, en el norte de Virginia, se rescinda una medida contra los indocumentados. También pedían que se pongan fin a los allanamientos y a las deportaciones, y que se establezcan centros de trabajadores en Washington, Maryland y Virginia. Los activistas también proyectaban entregar una carta a los comités de los partidos republicano y demócrata pidiendo a los candidatos presidenciales que aprueben una nueva ley de inmigración. Se realizaron también marchas en Tucson, Arizona, y en Milwaukee, Wisconsin. En Milwaukee, el obrero Miguel Tesillos, de 29 años, figuró entre centenares que se alinearon en veredas aguardando el inicio de una marcha. "Nuestro pueblo paga impuestos. Pagamos lo mismo que un ciudadano", dijo Tesillos, quien es un residente legal. "Tal vez el nuevo presidente pueda advertir este punto, y haga algo por nosotros", añadió.

Descarga la aplicación

en google play en google play