Escúchenos en línea

Legisladores de Carolina consensúan dura ley inmigración

Charlotte. Agencia EFE. | 28 de Mayo de 2008 a las 00:00
Tras varios meses de discusiones, los legisladores de Carolina del Sur llegaron a un acuerdo sobre la ley de inmigración que requerirá a las empresas verificar el estado migratorio de sus empleados. Los senadores darán este miércoles el visto bueno al proyecto y se espera que la Cámara de Representantes lo apruebe en los próximos días para que el gobernador Mark Sanford lo firme y convierta en ley antes del 5 de junio. "Han ocurrido varios obstáculos, pero al final del día los legisladores han aprobado un ley dura que castiga la presencia de los indocumentados en el estado", afirmó este miércoles Sanford en un comunicado de prensa. Los legisladores y la gobernación convirtieron el tema de la inmigración ilegal en una prioridad para este año, pero varias "riñas" políticas retrasaron el debate. "Este no será un estado santuario para los ilegales. La ley será muy fuerte para aquellos que estén fuera de la ley en el país", resaltó Glenn McConnell, presidente del Senado. El proyecto de ley requiere que todas las empresas, incluyendo del sector privado, verifiquen el estado migratorio sus nuevos empleados a través de la base de datos federal (E-Verify) en un periodo de cinco días. De no acatar la medida, los negocios serán multados con entre 100 y 1.000 dólares por cada empleado que no sea investigado y correrán el riesgo de perder sus licencias de comprobarse que contrataron a ilegales. Para los falsificadores de documentos, la ley impone cinco años de prisión y convierte en delito transportar y dar refugio a los indocumentados, exceptuando a las iglesias y organizaciones caritativas. En materia educativa, prohíbe el acceso de estudiantes sin documentos a las universidades y colegios comunitarios al igual que permite a los trabajadores demandar a empleadores por despedirlos para contratar a ilegales.

Descarga la aplicación

en google play en google play