Escúchenos en línea

Renuncia de Richardson deja en el aire si sucesor será latino

Washington. EFE. | 5 de Enero de 2009 a las 00:00
La renuncia de Bill Richardson para el cargo de secretario de Comercio de Estados Unidos abre la incógnita de si el presidente electo, Barack Obama, mantendrá su decisión de nombrar a un latino para ese importante puesto de su gabinete. El gobernador de Nuevo México anunció su renuncia el domingo debido a una investigación judicial que trata de determinar si una compañía que realizó contribuciones a sus actividades políticas logró un lucrativo contrato con el Gobierno del estado que él preside. Richardson iba a ocupar una de las principales carteras del gabinete de Obama que, de momento, también incluirá a otros dos latinos, el senador Ken Salazar en Interior y la congresista Hilda Solís como secretaria de Trabajo. La baja del gobernador de Nuevo México deja en el aire si su puesto, que ahora ocupa el cubano Carlos Gutiérrez, seguirá siendo para un político de origen latino. Fuentes cercanas al equipo de transición dijeron a Efe que todavía no saben quién será su sucesor, ni cuando presentará Obama al sustituto de Richardson, aunque según dijo en un comunicado el domingo, habrá que hacerlo "con rapidez". El director de la oficina en Washington de la Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Electos y Designados (NALEO) William A. Ramos, en declaraciones a Efe, pidió al presidente electo "que continúe con sus esfuerzos para formar este gabinete histórico con tres latinos, como tenía previsto". Aseguró que hay muchos latinos "muy preparados" tanto en el Congreso, como en la empresa privada o funcionarios de la administración para ocupar el cargo. Ramos subrayó la necesidad de seguir con el proceso de selección por los retos que tendrá que asumir el secretario de Comercio, como el censo que se hará en Estados Unidos en 2010 "que determinará el crecimiento de los latinos" en los últimos años. El director de NALEO en Washington lamentó la decisión de Richardson porque "hubiera sido un secretario de Comercio sobresaliente" y destacó su compromiso "de servicio al país". El Gobernador aseguró hoy en rueda de prensa que ni él, ni su administración han hecho "nada deshonesto", pero debido a las circunstancias económicas que atraviesa el país ha decidido renunciar para no tener que posponer su incorporación al cargo. Richardson explicó que la investigación -que podría prolongarse semanas o incluso meses-, obligaría a un "insostenible retraso en el proceso de confirmación", por lo que decidió renunciar. En su discurso, aseguró que ante la difícil situación económica por la que pasa Estados Unidos "Obama no puede retrasar ni un día las importantes acciones que tiene que tomar". En un comunicado difundido el domingo por el equipo de transición tras anunciar su renuncia, Richardson agradeció la confianza que el presidente electo depositó en él al ofrecerle el cargo y manifestó su deseo de trabajar en su administración más adelante. Por su parte, el presidente electo señaló en el citado comunicado que aceptaba con "profundo pesar" la retirada de Richardson quien consideró que hubiera sido un valioso activo en su equipo económico. Todavía no se ha conocido ningún candidato, pero entre los posibles nombres que comienzan a sonar ninguno de ellos es latino. Como la gobernadora de Kansas, Kathleen Sibelius, que se ha barajado para otros puestos de la administración Obama, o el abogado Scott Harris, socio de un bufete de abogados en Washington D.C. y experto en comercio exterior. Entre las apuestas también está el ex directivo de la organización The Yes Network, Leo Hindrey, experto en economía que ha trabajado como asesor del candidato presidencial John Edwards. El próximo secretario de Comercio tendrá un papel fundamental para impulsar la aprobación en el Congreso de los acuerdos de libre comercio con Colombia y Corea del Sur, una vez que el presidente electo determine qué va a hacer con los acuerdos comerciales negociados por el Gobierno de George W. Bush. También tendrá la difícil tarea de llevar a cabo el plan de Obama de reabrir el Tratado de Libre Comercio en América del Norte para incluir más disposiciones en materia laboral y medio ambiental, así como activar los esfuerzos para llevar a cabo una nueva reforma migratoria. En cuanto a Richardson, de momento, se espera que continúe como gobernador de Nuevo México.

Descarga la aplicación

en google play en google play