Escúchenos en línea

Panel apoya reforzar combate a indocumentados en Arizona

Tucson. La Voz.com. | 10 de Junio de 2009 a las 00:00
Una propuesta que daría a los agentes de la policía local más facultades para combatir la inmigración ilegal sorteó el martes su primer obstáculo en la Legislatura de Arizona. La medida convertiría en un delito la presencia de inmigrantes indocumentados en el estado, al ampliar una ley contra la invasión de la propiedad, para permitir que las autoridades locales arresten a quienes ingresan al país sin documentos. Además, la ley permitiría que los ciudadanos demanden a las autoridades locales que limiten la capacidad de sus agentes policiales para hacer que se cumpla a cabalidad la ley de inmigración. "El único impedimento para hacer cumplir nuestras leyes y proteger a nuestros ciudadanos son las decisiones de políticos locales que se niegan a proteger a sus ciudadanos", dijo el representante republicano Russell Pearce, quien propuso la medida. La Comisión de Asignaciones del Senado aprobó la propuesta por una votación de 8-3. Aunque durante mucho tiempo la inmigración ilegal ha sido considerada un tema de exclusiva responsabilidad federal, Pearce y otros defensores de medidas más estrictas han considerado que las autoridades locales podrían ayudar a mitigar el problema en Arizona, el punto de tránsito de indocumentados más concurrido en el país. Muchos jefes policiales en Arizona se han resistido a esa medida, al señalar que iría en detrimento de su papel tradicional, la investigación de robos, asaltos y otros delitos, y que pondría en riesgo la confianza que las autoridades deben ganarse de parte de las comunidades de inmigrantes. Bajo los términos de la propuesta, un primer caso de "invasión" representaría un delito leve, sancionable hasta con seis meses de cárcel. Las infracciones posteriores constituirían un ilícito grave, que ameritaría castigos de hasta dos años y medio de prisión.

Descarga la aplicación

en google play en google play