Escúchenos en línea

CA celebran independencia en calles de Los Ágeles

Los Ángeles. EFE. | 21 de Septiembre de 2009 a las 00:00
Los centroamericanos residentes en Los Ángeles celebraron el fin de semana la independencia de sus naciones con una serie de eventos entre los que destacó su desfile anual. "Este desfile es un sueño que tuvo Francisco Morazán hace casi 200 años, que quería ver una Centroamérica unida, una sola patria", dijo a Efe el hondureño Leoncio Velázquez, vicepresidente del Comité de festejos Centroamericanos (COFECA). "Aquí, en el exterior, en la lejanía, sentimos ese sueño hecho realidad al ver desfilando a Centroamérica como una sola patria", agregó. La comunidad centroamericana celebra 188 años de la independencia de España y los residentes en Los Ángeles realizaron el domingo la edición número 26 del desfile centroamericano dedicado a "la cultura, la paz y el cambio social". El evento comenzó en la intersección de las calles Pico y Vermont, para seguir por la calle Alvarado hasta terminar con un carnaval amenizado por grupos musicales del istmo frente al parque Douglas MacArthur. Con la fiesta culminaron dos días de festividades, que iniciaron el sábado, en el corazón de la llamada "pequeña Centroamérica". Velázquez estima que en EE.UU residen alrededor de 10 millones de centroamericanos, de los cuales 3 millones viven en California. El salvadoreño Omar Corleto, presidente de COFECA, dijo que el desfile centroamericano es importante porque anualmente une a las comunidades. "Este año participan más de 200 grupos y organizaciones que juntos son como 5.000 personas. Los políticos en Centroamérica tienen que aprender del ejemplo de unidad de la comunidad en Los Ángeles, porque como siempre ocurre el pueblo siempre va un paso adelante", dijo. A la cabeza del desfile de Carrozas, Michelle Vargas, quien en representación de Costa Rica ganó el concurso para ser la reina del desfile centroamericano del 2009, dijo a Efe que "es un orgullo representar a personas tan trabajadoras, a personas que siguen adelante y que luchan por sus metas". "Lo más importante del desfile es que dejamos de lado nuestras diferencias y nos unimos para venir a celebrar nuestra cultura", expresó Vargas, nacida en Miami. Entre los espectadores del desfile, Elsa Santos, originaria de Chalatenango, El Salvador, sonreía mientras su hija daba de beber agua de una botella a su perro chihuahua. "Me siento feliz de estar aquí en el desfile que es para recordar el 15 de septiembre (de 1821)", dijo Santos. Carlos Vaquerano, director del Fondo para el Liderazgo Salvadoreño y la Educación (SALDEF) dijo por su parte que "en términos educativos el desfile sirve para demostrar un poco de quienes somos como comunidad". "Los centroamericanos tenemos mucho que ofrecer, culturalmente y políticamente", aseguró Vaquerano. "Quienes demuestran siempre su arte y su cultura son los mexicanos y si nosotros no hiciéramos actividades como ésta nadie sabría que somos una comunidad grande y estaríamos siempre invisibles", destacó. El director de SALEF subrayó además que desde la perspectiva de la educación es bueno que los padres centroamericanos lleven a sus hijos al desfile anual para que vean y posteriormente recuerden las muestras de arte y cultura de los países en donde están sus orígenes.

Descarga la aplicación

en google play en google play