Escúchenos en línea

Sindicato en campaña para denunciar acoso sexual en viñedos

Los Ángeles. EFE. | 15 de Febrero de 2010 a las 00:00
El Sindicato de Trabajadores Agrícolas (UFW) ha organizado una campaña para denunciar el acoso sexual en los campos agrícolas de California y, en concreto, el ocurrido en los Viñedos Giumarra. La campaña del mayor sindicato agrícola se ha puesto en marcha a raíz del caso de una joven trabajadora latina que sufrió acoso continuado por parte de otro empleado y por considerar que no es algo aislado y que se produce con frecuencia. Cuando la familia y un compañero de la joven denunciaron el caso, todos -incluida ella- fueron despedidos. "Sabemos que este tipo de casos actualmente es muy común pero, desafortunadamente, por la cultura o por temor al marido o a lo que dirán otras personas, no sale a la luz", aseguró Efe Armando Elenes, vicepresidente nacional de UFW. "Además, se trata de una familia de indígenas y quieren aprovecharse de eso", recalcó Elenes al explicar que la joven, sus padres y su hermano pertenecen a la tribu Purépecha de Michoacán, México. En julio 2007, la joven "tuvo el valor de denunciar el hecho" ante sus padres por lo que su madre, un hermano y otro compañero de trabajo -todos pertenecientes a la misma cuadrilla de la joven- presentaron el caso ante la administración de Viñedos Giumarra. "Y tras denunciar el acoso (ante la administración de la empresa) todos fueron despedidos", afirmó el dirigente sindical. Según explicó Elenes, se trata de una situación muy difícil para la familia que ha afrontado con mucha integridad el acoso y el posterior despido. "Hay que reconocer el valor que tuvo la joven al denunciar el caso y hablarlo", sostuvo. Ante tal situación, UFW elevó la denuncia ante la Comisión de Igualdad de Oportunidades de Empleo (EEOC, en inglés). "Tomó dos años para que la agencia procesara todo esto", destacó el sindicalista. El pasado 13 de enero, EEOC acusó a la empresa Giumarra de violar leyes federales al permitir el acoso sexual contra una trabajadora adolescente. La Comisión argumentó además que la empresa -en represalia- despidió un día después a la joven y al grupo de empleados que acudieron en su ayuda. De acuerdo con la demanda presentada en la Corte Federal de Distrito del Este de California, la joven trabajadora fue sometida a insinuaciones sexuales, toques inapropiados y comentarios ofensivos y abusivos. "Lo que sucedió a esta vulnerable jovencita es intolerable e ilegal. Y lo que el empleador hizo a los demás que acudieron en su defensa fue atroz," afirmó Stuart J. Ishimaru, presidente encargado de la EEOC. Según argumenta la UFW, los comportamientos de la empresa Giumarra -por ser la compañía de uvas de mesa más grande del mundo- marcan ejemplos y estándares en la industria. Con la campaña sindical se pretende ayudar a las mujeres que sufren acoso sexual en los campos agrícolas y que no se atreven a denunciarlo. El número de firmas recogidas ya se acerca a las tres mil y próximamente una delegación de mujeres líderes encabezada por la cofundadora de UFW, Dolores Huerta, presentará todas las peticiones a favor de la joven y sus compañeros despedidos. La empresa -que también tiene negocios en México y en Chile-, ha negado las acusaciones y manifestó su decisión de defenderse legalmente. "Giumarra Vineyards no tolera el acoso sexual y la compañía niega todas las alegaciones en la queja de EEOC", declaró Matthew Bergin, directivo de de Giumarra. "Nos defenderemos contra todas estas alegaciones y cuando se concluya esta materia nos sentimos confiados que nuestra posición será afirmada", aseguró el directivo. "Desafortunadamente hay otras violaciones que continúan presentándose (en Giumarra) y que denunciaremos próximamente", señaló Elenes.

Descarga la aplicación

en google play en google play