Escúchenos en línea

Reprueban sindicatos redadas y apoyan una reforma migratoria integral

Agencia Notimex. Desde Washington. | 18 de Diciembre de 2006 a las 00:00
Organizaciones sindicales que apoyan a inmigrantes indocumentados pidieron una reforma migratoria integral tras las redadas la semana pasada en la empresa procesadora de carne Swift Co., donde arrestaron a casi mil 300 personas. "Esperamos que el Congreso (en enero controlado por demócratas) y el presidente (George W.) Bush aprueben una solución integral de inmigración", dijo Anna Burger, tesorera del Sindicato Internacional de Empleados de Servicios (SEIU), con un millón 800 mil miembros. "Ningún trabajador en este país merece ser hostigado en el trabajo, acorralado por agentes federales armados y detenido a muchos kilómetros de sus hogares y su familia sin representación, sólo por presentarse a trabajar", apuntó. El presidente de la central sindical AFL-CIO, John Sweeney, dijo que "el gobierno de Estados Unidos debe implementar una política de inmigración que dé prioridad a los derechos de los trabajadores". El dirigente criticó el programa de trabajadores temporales que proponen varias corporaciones porque crearía "trabajadores de segunda clase" sujetos a la explotación carentes de sus derechos laborales. El presidente del sindicato UNITE, John Wilhem, indicó que la presencia de agentes federales "para aterrorizar a los inmigrantes" tiene un impacto negativo "en la conciencia de Estados Unidos". "Los reportes de periódicos de agentes que cercaban y segregaban a trabajadores, el cierre de centros de trabajo, la separación de los padres de sus hijos y la negación de acceso legal o familiar a los trabajadores prisioneros son tácticas inadecuadas para una sociedad democrática", anotó. Wilhem se opuso a la propuesta del Departamento de Seguridad Interna (DHS) que busca obligar a que los empleadores despidan a trabajadores por problemas con el número de Seguridad Social porque los registros del gobierno son con frecuencia incompletos o falsos. "Las redadas en centros de trabajo con agentes armados no son la respuesta al llamamiento nacional a una reforma de inmigración", dijo Mark Lauristen, líder del Sindicato de Trabajadores de Alimentos y Comerciales (UFCW), que representa a 1.3 millones de trabajadores. Debido a la falta de acción del Congreso, muchos menores que son hijos de trabajadores inmigrantes "se han quedado huérfanos, sin estabilidad familiar, sin saber qué va pasar con su Navidad o su futuro", debido al arresto de sus padres, lamentó.

Descarga la aplicación

en google play en google play