Escúchenos en línea

Secuestros de inmigrantes aumentan en México, denuncian

Ciudad de México. AFP. | 25 de Diciembre de 2010 a las 00:00
"Son más de 10.000 secuestros por semestre, que serían más de 20.000 al año, los que hemos podido ir documentando", explicó a la AFP Fernando Batista, responsable de la oficina de atención a los migrantes de la CNDH, un organismo autónomo equivalente a un defensor del pueblo u 'ombudsman'. Batista apunta que la mayoría de los indocumentados son secuestrados en grupo, como se ha denunciado ocurrió con unos 50 que, según El Salvador, Honduras y Guatemala, fueron secuestrados hace una semana cuando viajaban clandestinamente en un tren de carga por Oaxaca (sur de México). El gobierno mexicano, que inicialmente había desestimado esa denuncia, emitió este jueves un comunicado en el que declaró sorpresa "por el tono y contenido de las declaraciones" del canciller salvadoreño Hugo Martínez, quien acusó a México de destinar más dinero a detener inmigrantes que a protegerlos. Las autoridades mexicanas dicen que han aumentado esfuerzos para frenar los abusos contra los inmigrantes, particularmente después de que en agosto se denunció la matanza de 72 de ellos en el estado de Tamaulipas (noreste), en un rancho a 100 km de la frontera con Estados Unidos. Pese a ello, según la CNDH su próximo informe reportará un aumento de los casos de secuestro. Se trata de un informe que dará continuidad al que presentó en 2009 y que reveló con cifras y espeluznantes testimonios el drama que viven muchos de los 500.000 inmigrantes que tratan de atravesar México para llegar a Estados Unidos. "Las cifras son importantes pero lo que visualizan es que el problema sigue latente. Que lejos de que se hayan tomado acciones para prevenir y procurar justicia, se advierte lo contrario", afirma Batista. En aquel reporte la CNDH documentó 9.758 raptos, mayoritariamente de centroamericanos, perpetrados entre septiembre de 2008 y febrero de 2009. Organizaciones humanitarias denuncian que en muchas ocasiones los secuestrados son asesinados por falta de pago del rescate u otras razones y sus cadáveres nunca aparecen. Pese al aumento de los casos muchas veces los inmigrantes prefieren no denunciar para evitar ser deportados. El martes, por ejemplo, el gobierno mexicano aseguró que no había sustento para la denuncia del secuestro masivo en el tren en Oaxaca. Pero dos días más tarde, un grupo de 13 personas que viajaban en el tren accedieron a dar su testimonio a cambio de una visa humanitaria y protección de autoridades. Los refugios católicos para inmigrantes y ONG vienen alertando desde 2008 de una multiplicación de los secuestros, junto a otros abusos y robos cuyo escenario muchas veces son los trenes de carga que usan para cruzar de sur a norte el país. El informe de la CNDH de 2009 expuso que la mayoría de los sobrevivientes señalan que sus captores se identifican como miembros de Los Zetas, grupo liderado por ex militares desertores que se unieron como pistoleros al narcotráfico, aunque también registró casos en los que participaron autoridades. También reportó que el crimen organizado habría obtenido unos 25 millones de dólares en rescates en un semestre. Batista dijo que el aumento de los secuestros contra inmigrantes se sustenta en reportes que han sido documentados por la CNDH o por fiscales. "El anterior informe fue criticado por el gobierno porque alrededor de 7.000 secuestros fueron documentados por la organización católica que apoya con refugios a los inmigrantes y no se consideraba un dato oficial. En el próximo informe todas las cifras serán oficiales", señala.

Descarga la aplicación

en google play en google play