Escúchenos en línea

Centroamérica espera respuestas de Obama sobre migración

Ciudad Guatemala. Radio La Primerísima / IPS. | 26 de Febrero de 2011 a las 00:00
"El presidente Obama podría reducir las deportaciones o bajarles el tono", como una muestra de buena voluntad, dijo Marta Altolaguirre, exvicecanciller guatemalteca y expresidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. En su segundo viaje al subcontinente, Obama visitará Brasil, Chile y El Salvador del 19 al 23 de marzo, con el objetivo de dialogar "con los máximos líderes" temas de interés mutuo como economía, empleo y seguridad, informó la Casa Blanca. A América Central le interesa en particular este último pero también las migraciones. De hecho, Altolaguirre reconoció que con la llegada de Obama al poder, en enero de 2009, se generaron muchas expectativas en el istmo, entre ellas, la de poder acceder a un mejor trato para alrededor de 12 millones de inmigrantes centroamericanos y mexicanos que viven en Estados Unidos, y otros miles que a diario intentan cruzar la frontera. "Se esperaba más esfuerzos (de la administración Obama) para aprobar una reforma migratoria" que ayude a regularizar su situación, dijo. Pero para Guatemala "ha sido decepcionante la discriminación. ¿Por qué a otros países centroamericanos les han dado el TPS (Estatuto de Protección Temporal) y a los guatemaltecos no?". En 1998, tras el devastador paso del huracán Mitch por los países del área, Estados Unidos otorgó el TPS y permiso de trabajo a ciudadanos nicaragüenses y hondureños. En 2001 concedió el mismo beneficio a los salvadoreños tras un mortal terremoto. En total, más de 300.000 inmigrantes de los tres países se beneficiaron del estatus de protección y de sucesivas renovaciones del instrumento, por lo general de 18 meses. Sin embargo, Guatemala, con miles de afectados por catástrofes naturales y con cerca de un millón de ciudadanos que viven en Estados Unidos como inmigrantes indocumentados, sigue a la espera de su solicitud de ser incorporada al TIPS, realizada en junio de 2010. Mientras tanto, se multiplican en aquel país las leyes y medidas contra los inmigrantes y miles de centroamericanos han sido deportados por la administración estadounidense. Guatemala, por ejemplo, rompió en 2010 su record histórico de deportaciones de sus ciudadanos desde Estados. La cifra superó las 29.000 personas, al menos mil más que las de 2008, cuando se produjo el récord anterior.

Descarga la aplicación

en google play en google play