Escúchenos en línea

Piden no limitar acceso de indocumentados a universidades en EU

Atlanta. EFE. | 13 de Abril de 2011 a las 00:00
La Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) ha solicitado a la Junta de Regentes de Georgia, ente que rige a las universidades públicas del estado, que revoque la política que limita el acceso de jóvenes indocumentados a algunos de sus centros de estudios. ACLU envió el martes una carta a la Junta de Regentes en la que les solicitaba eliminar esta política de admisión por considerarla discriminatoria hacia los estudiantes indocumentados. "Les estamos pidiendo a la Junta de Regentes que desechen esta política discriminatoria, injusta, innecesaria y económicamente sin visión de futuro", dijo a Efe Azadeh Shahshahani, directora del Proyecto de Derechos de Inmigrantes y Seguridad Nacional de ACLU en Georgia. En octubre pasado, la Junta de Regentes aprobó una medida que da prioridad a residentes legales y ciudadanos ante aquellos estudiantes indocumentados que quieran estudiar en universidades públicas del estado con cupo limitado. Las universidades que deberán adoptar la nueva medida a partir del próximo otoño son Georgia College & State University, Medical College of Georgia, Georgia State University, Georgia Institute of Technology y University of Georgia, que de acuerdo con cifras de la Junta de Regentes de Georgia tenían en total a 29 estudiantes indocumentados registrados el pasado año. No obstante, una investigación de ACLU encontró que varias universidades estatales del estado que no deben implementar la medida están exigiendo "indebidamente" a los estudiantes demostrar su estatus legal en el país para poder matricularse. "Este tipo de prácticas confunden a los estudiantes con respecto a los requisitos de ingreso actuales de las universidades estatales de Georgia y plantea serias preocupaciones con respecto a la privacidad de los estudiantes al preguntarles sobre su estatus migratorio sin base alguna", indicó la representante de ACLU. Entre las universidades que han estado poniendo en práctica la política de forma inadecuada están North Georgia College & State University, Valdosta State University y Augusta State University, de acuerdo con la misiva. Actualmente, las universidades públicas de Georgia permiten la matrícula de inmigrantes indocumentados, aunque éstos no pueden recibir ayuda federal o estatal y deben pagar la tarifa reservada para quienes no son residentes del estado, que es tres veces mayor que la que se cobra a quienes son residentes. Una investigación llevada a cabo por la Junta de Regentes de Georgia en octubre pasado encontró que sólo 501 estudiantes de cerca de 310.000 que acuden a las 35 universidades del Sistema de Universidades de Georgia (USG) son indocumentados. En la carta, ACLU urge a las autoridades a instruir a todas las instituciones del sistema de universidades públicas de Georgia a eliminar cualquier información errónea con respecto a las políticas de admisión de sus formularios. "Nos hemos dado cuenta de que esta política discriminatoria ha tenido aún más consecuencias dañinas para estos estudiantes y que está siendo aplicada erróneamente y ampliamente", señaló Shahshahani. La pasada semana, siete estudiantes indocumentados pertenecientes al movimiento "The Dream is Coming Project" fueron arrestados en una protesta en el campus de la Universidad Estatal de Georgia (GSU) en la que pedían el cese de la implementación de esta política de admisión en las universidades de Georgia.

Descarga la aplicación

en google play en google play