Escúchenos en línea

Organizaciones sindicales de maestros anuncian paros escalonados por aumentos salariales

| 8 de Marzo de 2007 a las 00:00
Un grupo de organizaciones sindicales de maestros, –que dicen representar al 72 por ciento del magisterio nacional– anunciaron este jueves el inicio de paros escalonados a partir del próximo viernes 16 de marzo, en protesta por el escuálido "aumento" salarial y el trato recibido hasta ahora de parte del Ministerio de Educación (Mined). La Federación de Maestros de la Educación, el Sindicato Democrático de Maestros de Ticuantepe, la Federación de Docentes y otras cuatro organizaciones dijeron que protestarán en una huelga de brazos caídos tras el obligado receso de Semana Santa, esto por el anunciado "reajuste" salarial de un poco más de 300 córdobas (equivalente a U$ 17 dólares). De igual forma los maestros agrupados a estas federaciones manifestarán su desacuerdo con el ministro de Educación, Miguel de Castilla, quien solo estaría negociando acuerdos con la Asociación Nacional de Educadores de Nicaragua (ANDEN), sin tomar en cuenta al resto de sindicatos. Según los sindicalistas, que dicen representar a unos 35 mil educadores, el paro escalonado se realizará cada viernes de marzo, hasta el inicio de la Semana Santa en la primera semana de abril, y tras las vacaciones de rigor, analizarán la posibilidad de realizar una huelga de brazos caídos. Los maestros, que anunciaron su protesta desde la sede de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH), confirmaron que previo a la discusión del Presupuesto General de la República, visitaron el Parlamento y supieron de boca de algunos legisladores, de la existencia de un fondo de 90 millones de córdobas, de donde pudo haber salido un mayor aumento salarial. De igual forma, aseguran que la administración de Enrique Bolaños (2002-2007), ya había dejado en planes un incremento equivalente a 30 dólares por maestro y un reconocimiento salarial por títulos obtenidos. No obstante, los sindicalistas dicen que este fondo finalmente fue destinado a lo que llamaron "organizaciones fantasmas" y a la Universidad Católica (Unica). En tanto el ministro de Educación Miguel de Castilla dijo por su parte que le parece injusta una huelga porque sería restarle importancia al último incremento salarial y negar todo el trabajo que se hizo el año pasado para mejorar las condiciones del magisterio que se implementarán a partir de este año. El titular de Educación añadió que los maestros deberían tener presente los esfuerzos realizados hasta ahora para capacitar a los educadores empíricos, que equivalen al 50 por ciento del magisterio. Por su lado, el secretario general de ANDEN, José Antonio Zepeda, se mostró extrañado por el anuncio de los sindicalistas, que durante los gobiernos neoliberales -expresó- se caracterizaron por estar siempre en desacuerdo con los que decía o hacía ANDEN. Zepeda, dirigente magisterial afín al partido sandinista, dijo que espera ver si los sindicatos podrán hacer huelgas y protestas como ellos (los andenistas) lo han hecho antes. Según cifras de los diversos gremios magisteriales, los 23 sindicatos que no están ligados a ANDEN, representan a 16 mil de los 38 mil maestros a nivel nacional, cifra que se contradice con el 72 por ciento que aseguran representar las organizaciones que organizan el paro para el próximo viernes 16 de marzo.

Descarga la aplicación

en google play en google play