Escúchenos en línea

Grupos informales dominan agenda de Convención climática en Panamá

Ciudad de Panamá. PL. | 3 de Octubre de 2011 a las 00:00
Los grupos de contacto informales dominan este lunes la agenda de trabajo en este tercer día de sesiones de la Conferencia Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático en el Centro de Convenciones de Atlapa. Los numerosos grupos informales están integrados por países y organizaciones, cuyos intereses coinciden y se reúnen dentro de programas establecidos para trazar pautas y hacer sugerencias que puedan ser adoptadas para llevarlas a la cumbre de Durban, Suráfrica, en noviembre venidero. Están agrupados por temas, la mayoría de ellos numerados según la nomenclatura adoptada en las dos anteriores convenciones a partir de las conclusiones de la cumbre de Cancún. En esta jornada se discuten, por ejemplo, los diversos enfoques planteados sobre oportunidades en el uso de mercados para mejorar la relación costo-eficacia en la promoción de acciones dirigidas a mitigar el impacto negativo del cambio climático en los países en desarrollo. Otros grupos tratan de manera específica enfoques sectoriales de cooperación con el objetivo de mejorar la aplicación del artículado establecido en la Convención Marco. Las consecuencias económicas y sociales de medidas y políticas de incentivos para las cuestiones relativas a la reducción de emisiones por deforestación y degradación de los bosques en los países en desarrollo, está entre los temas más importantes. Junto a ello se debate el papel de la conservación y gestión de bosques y aumento de reservas forestales de carbono en países en desarrollo, que tiene mucho que ver con el Fondo Verde que no acaba de cuajar por reticencias de países ricos, principales emisores de gases con efecto invernadero. Estos últimos estiman que ya no hay tiempo para acordar un nuevo tratado en la Cumbre de Durban, criterio poco compartido entre los no desarrollados, aunque es evidente el freno que el norte rico ha puesto a soluciones incluso desde antes de Cancún. El asunto está en que las obligaciones que impone el Protocolo de Kyoto a los países ricos para reducir las emisiones de carbono expiran a finales de 2012, y mientras el G-77 exige decisiones inmediatas, la Unión Europea, por ejemplo, propone una nueva ronda de compromisos temporales. La confrontación norte-sur, como les llaman los delegados para abreviar, está en el centro de las negociaciones de Panamá que, según la secretaria ejecutiva de la Convención, Cristiana Figueres, es la última oportunidad que hay para llegar a un entendimiento antes de Durban.

Descarga la aplicación

en google play en google play