Escúchenos en línea

Salvadoreños pobres reclaman acceso al agua potable

Agencia AFP. Desde San Salvador. | 22 de Marzo de 2007 a las 00:00
Residentes en comunidades pobres de El Salvador reclamaron en una marcha este jueves, cuando se celebra el Día Mundial del Agua, el acceso a ese vital líquido que no llega a un 33,5% de las familias del país. La marcha fue encabezada por cuatro jinetes que, encapuchados y guadaña en mano, representaban las tragedias del Apocalipsis. "El fin del agua está pronto... por qué no la cuidamos. Defendámosla", rezaban pequeños rótulos que los personajes bíblicos llevaban pegados a sus ropas. Unas 2.000 personas, en su mayoría campesinos que llegaron desde distantes cantones del país, miembros de organizaciones sociales, sindicalistas y estudiantes universitarios, marcharon bajo un quemante sol demandando a viva voz "queremos agua, el agua es vida". "La situación del agua en el país es crítica pues las fuentes del líquido se están agotando, a la gente le están sirviendo agua supuestamente potable pero altamente contaminada. Ahora, lo que demandamos es que toda la gente tenga acceso al agua porque es un derecho y que se dicte una ley para protegerla", aseguró a la AFP la subdirectora de Caritas El Salvador, Ana Isabel Nieto. Datos de una encuesta de Hogares de la estatal Dirección General de Estadísticas y Censos (DIGESTYC), señalan que de los 1.670.942 hogares, sólo el 66,5% tiene acceso por cañería al servicio de agua potable. Pero muchos de los hogares, a pesar de tener conexión al acueducto en sus viviendas, reciben el servicio a cuentagotas, a lo sumo una vez a la semana y por un par de horas en la madrugada. "A mi casa el agua llega una vez a la semana y con mal olor y sabor, sirve solo para lavar ropa, no para beber, pero lo que no falta cada mes es el recibo de cobro por un servicio que no se nos da, eso es una desvergüenza, un robo al pobre", dijo a la AFP Jorge Marín, quien reside en una populosa colonia en la ciudad de Soyapango, en la periferia este de la capital. Marín, que este jueves participó en la marcha, comentó que para solventar la falta de agua potable debe, obligadamente, comprarla a distribuidores que la transportan en pequeños camiones cisterna y la venden a un dólar por barril. "El problema no es que no haya agua, agua hay, pero mal distribuida y los más afectados son los pobres, pues las grandes industrias tienen servicio de agua de sobra, a los pobres les toca ir a un río a recoger el agua o a un chorro comunal que les queda lejos, a kilómetros quizá", aseguró a la AFP el presidente de la Unidad Ecológica Salvadoreña (Unes), Angel Ibarra. Manuel Estebano Portillo, de 55 años, aseguró a la AFP que llegó a San Salvador a marchar pues asegura que en su casa, en la Comunidad Mar del Plata en San Pedro Perulapán, 25 km al noreste de San Salvador, "nunca he visto que un chorro (una llave) tire agua". "Me toca ir de madrugada a una poza que queda como a dos kilómetros de mi casa a traer un par de garrafas de agua, pues sí, es que la mujer la necesita para los oficios de la casa; yo tengo que trabajar y por eso madrugo. Cuesta así, quisiéramos tener agua limpia", se lamentó. Este jueves, los manifestantes fueron hasta las afueras del Congreso para pedir a los legisladores la aprobación de una ley del agua, para "que se cuide más el recurso", dijo a la AFP el secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Administración Nacional de Acueductos (SETA), Wilfredo Romero.

Descarga la aplicación

en google play en google play