Escúchenos en línea

Aumentan muertes por accidentes en Semana Santa en Honduras

Tegucigalpa. PL. | 7 de Abril de 2012 a las 00:00

Sin tomar en cuenta las muertes violentas en el país, la Policía Nacional reportó este sábado el deceso de 36 personas entre ahogados y víctimas de accidentes de tránsito en lo que va del feriado de la Semana Santa.

La última persona ahogada fue una niña, que entró a una piscina sin ser observada por sus padres, lo que eleva a 15 el número de individuos que perdieron la vida en inmersiones en playas, ríos y piscinas.

Al igual que la menor, también perecieron de igual manera en las últimas horas un ciudadano en la represa La Bolsa en Danlí, oriental Departamento de El Paraíso, y otras dos personas en el río Las Flores en el occidental Departamento de Lempira.

En tanto los accidentes del tránsito ya cobraron 21 víctimas mortales, según la Dirección Nacional de Tránsito (DNT), que llama a redoblar las precauciones en el regreso de los excursionistas a las ciudades.

La entidad precisó que en lo que va de Semana Santa en los más de 200 retenes policiales distribuidos en todo el país se han decomisado unas tres mil 500 licencias de conducción a choferes que rebasaron los límites de velocidad o conducían ebrios.

A numerosos trabajadores del transporte público también se les han decomisado sus licencias debido a que transportaban personas paradas en las unidades interurbanas y se les han cobrado fuertes multas, indicó la DNT.

Además de reportó que en Distrito Central autoridades de la Secretaria de Salud decomisaron más de dos mil productos alimenticios en mal estado que pudieron provocar intoxicaciones, entre ellos 80 libras de pescado seco con hongos y gusanos.

En estas acciones tuvo que hacer arrestos la Policía Preventiva porque algunos vendedores se oponían a que se realizaran las inspecciones y entre los lugares clausurados estuvo un restaurante de comida china en esta capital.

Además de los accidentes, la violencia siguió cobrando víctimas en estos días y hoy fueron encontrados tres cadáveres baleados, uno de ellos policía y hermano del general Marco Tulio Palma Rivera, exdirector Nacional de Investigación Criminal.

Los cadáveres fueron encontrados en las cercanías del Cementerio General en Comayagüela y dos de los cuerpos correspondían a jóvenes sacados a la fuerza de sus casas por sujetos uniformados que se hicieron pasar por agentes de la Policía.

El general Marco Tulio Palma era director de la DNIC y fue separado del cargo por el ministro de Seguridad Pompeyo Bonillo, tras la fuga de cuatro policías sospechosos del asesinato de dos estudiantes universitarios.

La víspera otras cinco personas murieron y otra más quedó herida en un bar de la playa la Cienaguita, cerca de Puerto Cortés, en un altercado a tiros.

La violencia ha dejado en Honduras 46 mil 450 muertos en los últimos 11 años, según el Comisionado Nacional de Derechos Humanos.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play