Escúchenos en línea

Paradojas de Santiago Atitlán, Guatemala

Santiago Atitlán, Guatemala. Agencia PL. | 21 de Agosto de 2012 a las 00:00

En Santiago Atitlán, 160 kilómetros al oeste de la capital, resulta paradójico que la riqueza cultural y natural coexista en un municipio, donde el 37 por ciento de sus habitantes subsisten en la pobreza y casi la mitad son analfabetos.

La dura realidad vivida en este poblado, de unos 60 mil habitantes, forma parte de lo normal en casi todo el territorio guatemalteco, algo que lamentó el alcalde Tomás Chiviliu en entrevista exclusiva con Prensa Latina.

Según el máximo dirigente del gobierno municipal de Santiago Atitlán desde enero pasado, en Guatemala contrasta toda la riqueza natural y la potencialidad de su gente con el índice de necesidad e indigencia.

La región del lago Atitlán es el tercer destino turístico del país, sin embargo el departamento Sololá, al cual pertenece Santiago Atitlán, es uno de los más afectados por la pobreza, remarcó el político de 37 años.

Algo ha fallado, algo el Estado no ve o no quiere ver, criticó el descendiente del pueblo zutujil, una comunidad de tradición maya, que habita al sur del impresionante lago.

Para disminuir el 49 por ciento de analfabetismo en este municipio, la mayoría mujeres, prometió que lanzarán una campaña de tres a cuatro años en coordinación con el Comité Nacional de Alfabetización.

Referido a la población infantil, admitió que es la más afectada por enfermedades comunes, las cuales considera pueden prevenirse con medidas de higiene, aplicadas por las familias y en las calles.

Expuso que su gestión busca fomentar planes de reactivación económica, proyectos sociales, educativos, salud y medio ambiente.

Todo esto, acotó, va en función de cambiar la vida y la mentalidad de las personas.

En su opinión, todavía persiste la explotación de los pueblos indígenas, los cuales son utilizados, pero se les niega su espacio de participación, principalmente en la toma de decisiones políticas.

Al respecto, comentó que tuvo que nadar contra corrientes tradicionales para poder llegar a ser alcalde, tras 12 años de perseverancia.

"Lastimosamente en Guatemala los partidos políticos son vehículos que te llevan de un lado a otro", manifestó sin tapujos, quien perdió en dos comicios aliado a Comité Cívico y ganó a través de Victoria en 2011.

En Santiago Atitlán, las familias viven del comercio, el turismo, la agricultura y la pesca en un paisaje, donde puede ser cotidiano que niños pidan un quetzal al visitante, mientras otros acompañan a sus madres en las ventas del mercado.

Fue este poblado, el único en toda la geografía guatemalteca que expulsó en 1990 al Ejército y la Policía de estos parajes durante el conflicto interno (1960-1996), el cual dejó un saldo del 250 mil muertos a manos de las fuerzas de seguridad en general, 45 mil de ellos víctimas de desapariciones forzadas.

Cuentan sus pobladores, que en ese entonces la centenaria campana de la Parroquia de Santiago Apóstol repicó en señal de victoria.

 


Descarga la aplicación

en google play en google play